Commandos
Commandos

Commandos

Un musculoso boina verde, un conductor especialista en armamento pesado alemán, un marine con mucho mar navegado, un zapador apodado "fireman", un francotirador de excepcional puntería y un espía experto en disfrazarse y hacerse pasar por alemán; estos son los hombres con los que contamos para desbaratar los planes nazis de conquista de Europa y el norte de África.

El siguiente paso es eliminar a los tres centinelas que vigilan la playa, al sur del cañón. Para ello, se arrastrará hasta la estructura cerca de la alambrada y colocará allí la radio, eliminando a los centinelas con el cuchillo a medida que lleguen. Debes hacerlo muy rápido o darán la alarma.

Ahora, el francotirador eliminará al único soldado que se mueve por encima del cañón, permitiendo al boina verde trepar a éste y eliminar con el cuchillo a los dos soldados que faltan. Hecho esto, pasa junto a las cajas al lado derecho del cañón y elimina al soldado que circula por allí cuando esté de espaldas. Aprovecha ya para eliminar al que controla la ametralladora en el sur, en la playa.

En la siguiente calita, utiliza la radio para atraer al otro lado de la roca a todos los soldados que puedas. Deberías ser capaz de eliminar a los tres primeros soldados que circulan por la playa. Entonces, podrás hacer pasar al francotirador y eliminar, de nuevo, al único soldado que camina por encima del cañón. Luego, sube a éste y elimina a los dos soldados que están de espaldas y constituyen un blanco fácil. Por último, acaba también con el que circula por la derecha.

De nuevo, utiliza el truco de la radio para atraer al primer soldado de la siguiente calita. Un buen sitio para colocarla es en la roca con arbustos, ocultándote tú detrás de la roca grande que separa las calitas.

Ahora, un truco sucio. Acerca al zapador y estudia hasta dónde llega el ángulo de visión del soldado que patrulla cerca del cañón, en el extremo más alejado. Agáchate, colócate al límite de su vista lejana y coloca allí el cepo cuando no esté mirando, luego agáchate de nuevo. Acerca al boina verde detrás de la roca donde están los cadáveres de los tipos de las ametralladoras que mataste al principio y, con el zapador, levántate. Cuando te den el alto, agáchate rápidamente y escóndete detrás del cañón. Vendrán dos soldados: el primero caerá en el cepo y el segundo será eliminado, rápidamente por el cuchillo del boina verde. Esconde los cadáveres.