Prince of Persia: Las Arenas Olvidadas
Prince of Persia: Las Arenas Olvidadas

Prince of Persia: Las Arenas Olvidadas, guía completa - El patio de la fortaleza

Detén al implacable ejército de Salomón.

EL PATIO DE LA FORTALEZA

Desde el patio de la fortaleza puedes ver a Ratash, el djin oscuro, invocando a una bestia de arena. El se está fortaleciendo. Además de los guerreros normales, ahora deberás enfrentarte a unos bersérkers de arena. Son más fuertes pero también más lentos. Salta sobre ellos para derrotarlos sin problemas.

Sube por la pared y continúa por las barras hasta la cornisa al otro lado de la sala. Esquiva las cuchillas y salta hasta la columna. Continúa saltando hasta llegar a los ladrillos. Trepa por ellos, corre por la pared hacia la izquierda, salta hasta la barra y aterriza en la terraza. Encuentras otras dos cuchillas, esquívalas corriendo por la pared, salta al poste y continúa hasta el edificio.

Dentro hay cinco bersérkers. Para acabar con ellos rápidamente, empújalos al borde o contra el torno con pinchos. Cruza el pasillo con trampas y desciende por el tapiz. Abajo encontrarás un sarcófago de experiencia. Para continuar avanzando, corre por la pared de la izquierda hasta el interruptor, salta a la barra y sal por la puerta.

Abajo te espera la bestia convocada por Ratash, capaz de destruir un edificio. Corre por la pared para sortear el hueco y ten cuidado tras subir las escaleras porque el suelo se caerá a tu paso. Permanece atento para saltar o trepar por la pared, gira a la derecha y el suelo se abrirá otra vez.

En la siguiente sala te esperan varios guerreros y un par de bersérkers. Cuando los destruyas, mira hacia arriba y verás un interruptor. Trepa por la pared y cuélgate para abrir la puerta. Cuando la cruzas, el suelo se derrumba, así que avanza por la pared y entra en la siguiente sala.

Ahora corre por la pared de la izquierda, salta y corre por la de la derecha para activar el interruptor. Cruza la puerta antes de que se cierre y prepárate para luchar contra la bestia. Si lo ves golpearse el pecho significa que va a embestir, rueda para esquivarlo. Tras varias embestidas se detendrá para recuperarse. Atácale en ese momento, pero vigila cuando levante los brazos porque hará un golpe sísmico con un radio de impacto considerable.

Al morir te indica el camino a seguir. Activa el interruptor, trepa por la pared y salta a la de enfrente. Continúa por la pared, salta las columnas y sube por la derecha para llegar hasta el mecanismo que abre la puerta. Cruza las barras y por último atraviesa el pasillo de las trampas.

Una vez en el exterior, ves unas baldosas con agujeros. Sacan pinchos al pisarlas, así que no te detengas cuando las cruces. Esquiva los tornos giratorios y llega hasta una sala con soldados de arena. Acaba con ellos y continúa hasta encontrar una palanca y un interruptor.

Si observas la rueda dentada verás que hay un seguro bloqueando su movimiento. Gira la palanca para levantarlo y pisa el interruptor para hacerla girar. Salta a la plataforma y te llevará al otro lado. Escala y encontrarás otro mecanismo más complicado.

Gira la palanca de la izquierda para colocar los dientes en la misma posición que el carril de la rueda. Ahora gira la palanca de la derecha para llevar la rueda hasta el final. Vuelve a girar la de la izquierda para retirar los dientes. Por último gira la palanca de la derecha y la rueda levantará el cierre. Pisa el interruptor y agárrate a los ladrillos. Continúa por la pared, salta a la plataforma y por fin llegarás a las puertas de la fortaleza.

Super Arcade Soccer

Hoy quiero contaros de un indie que llegó a mis manos de forma casual. Estaba viendo uno de los estupendos directos de chicasgamers.com, una página sobre videojuegos que os recomiendo mucho, y el caso es que me estaba gustando bastante el direc...