Dragon's Dogma, guía completa - Prólogo - El principio del fin

Rebélate contra la tirania del dragón.

Misiones

1. PRÓLOGO - EL PRINCIPIO DEL FIN

Al comenzar, enciende la linterna y sigue a tu compañero. Pronto veréis a un amenazante dragón, que parece que os tiene ganas. Huye de sus ataques pegándote como una lapa a tu compañero hasta que lleguéis a una enigmática roca con dibujos y textos en espiral.

Os encontráis ante una falla, una piedra que es la puerta de entrada a este mundo de guerreros de otras dimensiones, llamados Peones. Invócalos para que te ayuden en tu búsqueda, y proseguid.

En los angostos pasillos deberéis enfrentaros a arpías. Espera a que tus compañeros lancen un maleficio para que la criatura caiga y entonces ataca con tu espada. Puedes atraerlas también con un golpe de escudo.

Prosigue hasta un enorme patio interior, donde en la siguiente cinemática veréis...

**BOSS: QUIMERA**

Lo principal es evitar los ataques frontales. Acércate a su costado mientras se enfrenta a tus compañeros y pulsa BOTÓN R2 para trepar por la criatura. Si trepas por el lomo, quedarás subido a la chepa y podrás atacar al león, pero su serpiente te atacará contínuamente, incluso provocando tu muerte.

La mejor estrategia es trepar por la parte trasera de la serpiente, de modo que no estés al alcance de su cabeza. Ataca con tu espada hasta que le cortes la cola, estando el león entonces mucho más debilitado.

Las magias de tus compañeros y tus constantes espadazos harán que el león muera pronto, tras lo cual veréis el vídeo que concluye este prólogo.