Copa del Rey
Copa Libertadores
NBA
FINALIZADO
Toronto Raptors TOR

120

Sacramento Kings SAC

105

FINALIZADO
Oklahoma City Thunder OKC

123

Portland Trail Blazers POR

114

FINALIZADO
Dallas Mavericks DAL

106

Los Angeles Clippers LAC

98

FINALIZADO
Phoenix Suns PHX

91

Minnesota Timberwolves MIN

118

Eurocup
L. Kuban TIV

-

Ratiopharm Ulm RAT

-

Estrella Roja RED

-

Valencia VAL

-

Cedevita Zagreb CED

-

Unics Kazan UNK

-

BC Andorra AND

-

Zenit San Petersburgo (Baloncesto) ZEN

-

Limoges LIM

-

Unicaja MAL

-

Open de Australia Dobles Masculino
FINALIZADO
lukasz_kubot__horacio_zeballos Lukasz Kubot # Horacio Zeballos KUB#ZEB
6 6 4
ryan_harrison__sam_querrey Ryan Harrison # Sam Querrey HAR#QUE
3 7 6
FINALIZADO
pierre_hugues_herbert__nicolas_mahut Pierre-Hugues Herbert # Nicolas Mahut HER#MAH
6 7
bob_bryan__mike_bryan Bob Bryan # Mike Bryan BRY#BRY
4 6
FINALIZADO
jamie_murray__bruno_soares Jamie Murray # Bruno Soares MUR#SOA
3 4
henri_kontinen__john_peers Henri Kontinen # John Peers KON#PEE
6 6

Si un presidente levanta el teléfono...

Si un presidente del Gobierno levanta el teléfono y pide a una gran empresa que apoye el deporte, difícilmente encontrará una respuesta negativa. Para una gran empresa, el deporte no supone una inversión alta y, a cambio, recibe un saludable retorno. Eso ha ocurrido siempre en España y especialmente en el Programa ADO, que se creó para Barcelona 1992 como una cuestión de Estado y así debería seguir. Las aportaciones han descendido notablemente: 51 millones para Londres 2012, 35 para Río 2016 y… 22 para Tokio 2020. Alarmante. Quizá por la crisis económica, o por la crisis política, o por el desgaste de la fórmula, o por todo un poco, el dinero ya no entra. Sería bueno que esos teléfonos volvieran a levantarse. Tan bueno como cambiar la fiscalidad para que esas empresas tengan una motivación para regresar.

Sobre este asunto y sobre otros de profundo calado pudimos charlar este martes con Alejandro Blanco, presidente del COE, que reclama un cambio de modelo en el deporte español. Es una buena oportunidad. Hay un nuevo Gobierno, con un presidente que fue deportista. Y hay un estudio de ADESP que cuantifica aquello que Blanco lleva varios años advirtiendo: los resultados del deporte están sideralmente por encima del dinero que recibe. No se trata sólo de poner la mano para que caigan los billetes. Se trata de mejorar las estructuras, de buscar fórmulas mixtas, de definir las competencias de los órganos de gestión… La Ley del Deporte, en la que ya se trabaja, debería recoger este nuevo aire que llega desde el mundo federativo. Blanco pone la voz, ADESP pone las pruebas, la Política debería poner los oídos… Y, entre todos, las soluciones.

0 Comentarios

Mostrar