FAMOSOS

Adele revela cómo consiguió superar sus problemas de salud mental

La artista ha vuelto a lo más alto de las playlist, y por ello ha concedido una entrevista a 'Rolling Stone', donde ha hablado de su vida personal.

Actualizado a
Imagen de Adele.

Adele ha vuelto a la esfera pública después de cinco años de retiro temporal, y lo hace volviendo a lo más alto de las listas. Ahora, después de este tiempo, la artista ha concedido una entrevista a la revista 'Rolling Stone', donde ha querido hablar de dos de los momentos más complicados de su vida: el divorcio con Simon Konecki y una batalla contra la depresión y la ansiedad.

La cantante de 33 años tuvo que hacer frente al papel de madre soltera y las enfermedades mentales, las cuales se agravaron con los constantes problemas con el que fuera su marido y padre de su único hijo. Fue entonces cuando se vio sobrepasada: "Me entristeció mucho que mi matrimonio fracasara. Tener a tantas personas que no conozco enterarse de que no pude hacer funcionar mi matrimonio fue devastador, estaba muy avergonzada. Nadie me hizo sentir así, pero yo sentí que no había hecho un buen trabajo".

Y es qye el acuerdo por la custodia compartida le hizo pasar más tiempo sola, lo que le llevó a tener un "tsunami de emociones", el cual también le sacudió un día después de su 31 cumpleaños, pasando de la felicidad a la tristeza: "Recuerdo que subí las escaleras, me desmaquillé y me metí en la cama. Me sentí bastante esperanzada. Fue la primera vez tras mi divorcio que había tenido una noche realmente agradable y que estaba bien estando en casa y yendo sola a la cama. No estaba emocionada, pero estaba deseando que llegara el día siguiente. Sin embargo, tras pasar la noche fui incapaz de levantarme de la cama y me quedé viendo la tele, en lugar de mantener mi cabeza ocupada como sabía que había que hacerlo".

Al final, pudo calmar su ansiedad

En un período de altibajos, Adele decidió lanzarse "de cabeza a cualquier cosa que pudiera calmar mi ansiedad", y por ello optó por hacer viajes, visitando Jamaica, Grecia y un desierto de Arizona, descubriendo además que era alérgica a la mayoría de las formas de gluten, siendo la depresión uno de sus efectos secundarios.

Sus amigos le arroparon, y poco a poco empezó a encontrarse mejor. "Me hice adicta al gimnasio", confesaba la artista. "Me di cuenta de que si podía transformar mi fuerza y mi cuerpo de esta manera, seguramente podría hacerlo con mis emociones, mi cerebro y mi bienestar interior. Eso fue lo que me impulsó. Simplemente coincidió con todo el trabajo emocional que estaba haciendo conmigo mismo con el visual, básicamente", ha detallado.

Pero, por suerte dio con Rich Paul, el agente de la NBA con el que está saliendo en la actualidad. "Realmente no se lo dije a muchos de mis amigos al principio porque quería guardarlo para mí", ha señalado, en referencia a su romance.

Y es que antes que él, los amigos de Adele le organizaron algunas citas a ciegas, pero estas acabaron sin éxito: "Duraba solo cinco segundos. Yo siempre pensaba: 'No podéis prepararme una maldita cita a ciegas. ¿Cómo pensáis que vaya a funcionar? Habrá paparazzis afuera o sino alguien les informará de mi presencia".

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?