NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

MOTOGP | JAPÓN

Maverick pone el dedo en la llaga en el fallo de Aprilia con Aleix

“Aleix podía recuperar muchos puntos. Si estuviera en su lugar estaría muy enfadado. No se pueden cometer esos errores jugándote un Mundial”, dice.

MOTEGIActualizado a
Maverick Viñales.
Steve WobserGetty

Sin ánimo de mal rollo, Maverick Viñales ha puesto en el paddock de Motegi el dedo en la llaga en el fallo de la parte del box de Aprilia con Aleix. Le dejaron conectado la ECO Lap con la que se ahorra gasolina en la vuelta de formación de parrilla y, cuando salió a dar la vuelta de calentamiento, previa a la carerra, su RS-GP no pasaba de 80 por hora y el motor no iba más allá de las 5.000 revoluciones. Al habla con este diario, su compañero Maverick ha dicho: “Jugándote un Mundial… Hoy Aleix podía haber recuperado muchos puntos. Si estuviera en su lugar estaría muy enfadado, lógico. No se pueden cometer esos errores jugándote un Mundial. Por supuesto que se entiende el error, porque todos fallamos, pero esos despistes te cuestan el título”.

Hay que dejar claro que Aleix no hizo sangre con el miembro de su box que cometió el fallo y que, cuando le pidió disculpas diciendo que había sido culpa suya, el de Granollers le abrazó fuerte.

Dicho esto, sobre su séptimo puesto en Motegi Mack dijo: “No tuve ritmo; me costó mucho y no tuve agarre detrás. Me costó mucho parar la moto. No fuimos valientes en la elección del neumático, el medio en vez del blando. Fue una carrera muy rara, un fin de semana como una lotería”.

Y al preguntarle si le había costado mucho mantener tras él a Quartararo, respondió: “Personalmente me focalicé en lo que había por delante, en no cometer un error. Al final terminé el séptimo, que no es un buen resultado”.

De lo que no se enteró Mack, porque le pilló en el baño, fue del momento Top Gun que hubo antes de carrera, y es algo que le hubiera emocionado, porque tiene su nombre por esa película, de la que él es tanto o más fan como lo era su padre. Resulta que, antes de la carrera, un caza del ejército de Japón sobrevoló el cielo de Motegi, dando varias vueltas, y por la megafonía del circuito hicieron que sonara la melodía clásica de la célebre película de Tom Cruise. Un momento Top Gun total que a algunos nos hizo recordar aquello de: “¡Necesito velocidad!”.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?