MOTOGP

El poder de Márquez

"Cuando Marc se lesionó, algunos empezaron a creer que podían ganar carreras", dice Oliveira sobre una baja que ha abierto el abanico de aspirantes al triunfo.

Márquez celebra su décima victoria en el GP de Alemania
Mark Wieland

Existe una guerra que suele pasar desapercibida pero que, no por ello, es menos importante frente a la que se libra sobre el asfalto. La lucha psicológica siempre ha tenido un papel fundamental en el deporte y aunque nunca ha sido uno de los grandes protagonistas en estas batallas, la gran mayoría disputadas a nivel verbal, Marc Márquez fue capaz de levantar un muro entre él y el resto de aspirantes de una parrilla gracias a lo que decía sobre la Honda. Con el ilerdense en pista, las aspiraciones a la victoria estaban prácticamente descartadas para la gran mayoría. Si hubo alguien, sobre todo en el último curso, que estuvo siempre peleando por ganar ese fue el octocampeón y fue su superioridad, la que hizo posible un sentimiento que en el GP de Jerez quedó corroborado.

La carrera que le ha costado el título de esta temporada fue, precisamente, una de las mayores muestras de poder que ha tenido el piloto de Honda en la cilindrada. De hecho algunos como Petrucci aseguraron que en el trazado andaluz "Márquez nos humilló a todos" y actuaciones similares a las de ese fin de semana, son las que le han llevado a ser el favorito en cada nuevo curso. Desde que Marc llegase a la categoría reina, hubo que esperar tres años para ver a un nuevo piloto estrenándose en lo más alto del cajón y sin embargo, ante la ausencia del vigente campeón esta temporada, ya son tres quienes han descorchado el champán por primera vez en lo más alto del podio.

Quartararo, Binder y Oliveira ya saben lo que es ganar en MotoGP. El portugués fue el último en unirse a la lista y tras su triunfo, reconoció que la baja de Marc ha abierto el abanico de aspirantes a la victoria: "Cuando Márquez dejó de correr hubo personas que empezaron a sacar pecho y comenzaron a creer que podrían ganar carreras e incluso el campeonato". MotoGP no tiene ahora un líder definido, de hecho podría llegar a superarse el récord de nueve ganadores diferentes que se registró en 2016, y esa sensación que llegó al paddock desde la ausencia del ilerdense "es la razón por la que no existe un favorito al título" esta temporada. Cuando vuelva el octocampeón puede que cambie la historia, pero ahora todos vuelven a creer en sus aspiraciones…