ESPANYOL - LUDOGORETS

Cornellà-El Prat es un erial en LaLiga pero un búnker en Europa

El Espanyol cuenta sus partidos ligueros por derrotas, pero ha ganado tres y empatado uno en competición continental. La racha sin perder viene de Montjuïc.

Cornellà-El Prat es un erial en LaLiga pero un búnker en Europa
RODOLFO MOLINA DIARIO AS

Así como cuenta el Espanyol por derrotas los seis partidos que ha disputado esta Liga en Cornellà-El Prat, el último ante el Valencia el pasado sábado (1-2), el estadio se muda absolutamente cuando se trata de afrontar competiciones europeas. Una tradición que viene ya del Estadi Olímpic.

En lo que va de curso, y hasta ahora siempre con David Gallego al mando, el conjunto perico había disputado cuatro partidos como local en la Europa League, tres de previa y uno correspondiente ya a la fase de grupos. Empezó el Espanyol goleando al Stjarnan islandés (4-0) en pleno mes de julio y al Luzern suizo (3-0) , y también derrotó sin excesivos contratiempos al Zorya Luhansk (3-1), el pasado 22 de agosto, en lo que asombrosamente constituye la última victoria cosechada hasta ahora en Cornellà. Ya en la liguilla, debutaron los blanquiazules frente al Ferencvaros (1-1), aunque merecieron ganar.

En Montjuïc, ya acumulaba el Espanyol siete partidos invicto, todos correspondientes a la Copa UEFA 2006-07, en que alcanzó la final: 3-1 ante el Artmedia de Bratislava, 6-2 al Zulte Waregem, 1-0 al Austria de Viena, 2-0 al Livorno, 4-0 al Maccabi Haifa, 3-2 al Benfica y el 3-0 frente al Werder Bremen que allanó el paso hacia la final de Glasgow.

No en vano, el Espanyol no pierde un encuentro europeo como equipo local desde hace 13 años y medio, concretamente desde el 23 de febrero de 2006, cuando cayó en manos del Schalke 04 por un contundente 0-3, la sentencia en los dieciseisavos de final de la Copa UEFA 2005-06.

Desde entonces, y en esa racha de 11 partidos sin perder, el Espanyol ha conseguido anotar tres o más goles en hasta ocho ocasiones. Pablo Machín debuta esta noche ante el Ludogorets para tratar de ampliar el búnker europeo en el lugar del erial liguero.