NBA | BURBUJA 2020

Coronavirus en la NBA: medidas, normas y restricciones dentro de la burbuja de Disney World

Los equipos de la NBA tienen el plan marcado para jugar en Orlando. La Liga les envió en junio una circular muy detallada de 113 páginas.

0
NBA, Orlando

Los equipos de la NBA ya tienen toda la información que le habían pedido a la Liga. Un plan concentrado en 113 páginas, un documento que sirve para comenzar la planificación de la expedición a Disney World, donde se espera que se reanude la liga norteamericana el 30 de julio en un largo final de temporada que se puede extender hasta el mes de octubre.

La pandemia de coronavirus ha dejado muchas dudas y el concepto de la burbuja es el que ha sido considerado el mal menor para reanudar la competición y poder coronar un campeón de la 2019/20. Éstas intentan ser contestadas en el libreto que la NBA ha proporcionado a sus franquicias.

La acción se desarrollará en varias fases y se contó de primeras con todos los equipos a excepción de Toronto Raptors, que corrió otra suerte por ser de Canadá y regirse por otras leyes distintas a las de Estados Unidos. Empezaron a hacerse pruebas de coronavirus a partir del 23 de junio, con los jugadores extranjeros ya en el país de nuevo. Los Raptors, por su parte, fueron directamente a Naples y entrenaron en las instalaciones de la Universidad de Florida Gulf Coast. Hubo un test adicional voluntario para que Yale lo estudie y pueda sacar conclusiones médicas relevantes para el futuro. En julio empezaron los entrenamientos obligatorios para todos los jugadores pero no en grupo, algo que ya vendría el día 7 al llegar todos al campus de Disney World. Allí se debían mantener las distancias de seguridad de seis pies (unos dos metros) en todo momento. Los equipos se repartieron en tres hoteles que se han elegido en base a las clasificaciones actuales: el Grand Destino para Bucks, Lakers, Raptors, Clippers, Celtics, Nuggets, Jazz y Heat; el Grand Floridian para Thunder, 76ers, Rockets, Pacers, Mavericks, Nets, Grizzlies y Magic; el Yacht Club para Blazers, Kings, Pelicans, Spurs, Suns y Wizards. Una vez allí se debía portar continuamente una especie de anillo con el que será monitorizada la actividad de los jugadores (por la Liga, los equipos no tendrán acceso a esa información) y que deberá mostrar el color verde para no tener que ser examinado a conciencia por los servicios médicos y que servirá, de igual manera, para acceder a las habitaciones. Antes de que vuelva la competición, entre el 22 y el 29 de julio en los entrenamientos con contacto, hubo partidillos amistosos entre los equipos que compartían hotel.

La NBA mantiene que hay dos categorías para los jugadores que no vayan a Orlando: los ausentes y los excusados. Los ausentes lo serán por decisión propia y los excusados serán los evaluados que, por razones de riesgo, no tengan permiso médico para ir a la burbuja. Las reducciones de salario irán desde el 0,01% al 0,15%. No se podrá abandonar el ESPN Wide World Of Sports Complex salvo causas de fuerza mayor tales como la muerte o la boda de un familiar, el nacimiento de un bebé, enfermedad importante...

También se requerirá la ayuda de todos los que entren en la burbuja para informar de posibles violaciones de estas conductas. Se pondrá a disposición un número telefónico para denunciar comportamientos negativos en este sentido. Las sanciones será valoradas en este caso.

El HP Field House será el pabellón principal, aunque hay hasta tres equipados.

Serán 35 personas las que compongan la expedición de cada equipo. Ahí se pueden sumar preparadores físicos, masajistas u otros trabajadores que estén al servicio de jugadores en concreto, pero sumarán como uno y el total siempre será 35 o menos.

El uso de mascarilla será obligatorio, además de en la mayoría de instancias, en los pabellones para el personal que esté en segunda fila (a excepción de los jugadores). El personal del pabellón, a excepción de la mesa de anotadores y los medios que retransmitan el partido, también

Coronavirus: cuarentena 

La NBA ha filtrado algunas de las medidas que piensa tomar para evitar contagios por coronavirus dentro de la ciudad-burbuja. El primero de ellos consistirá en que todo el personal que se traslade a Disney (periodistas, entrenadores, jugadores, árbitros...) deberá pasar 36 horas encerrado en el hotel y someterse a la prueba. Si dieran positivo, el protocolo exigiría una cuarentena de 10 días, siendo necesarias dos pruebas negativas para que dicha persona se pudiera incorporar a sus deberes diarios, ya sean con su equipo o en cualquier otro estamento de la burbuja.

Además, ha habido una variante. Se pensaba que los jugadores iban a tener prohibido salir de la burbuja, pero se ha concretado que es solo una recomendación y que lo dejarán a juicio de cada uno. Eso sí, el que salga será tratado como si hubiera dado positivo, y deberá de guardar una cuarentena de 10 días en su regreso. 

RELACIONADO | Lou Williams, investigado por ir a un 'striptease' en Atlanta