EEUU

Brad Pitt visita la casa de Angelina Jolie por primera vez después de su divorcio

El que fuera el matrimonio más poderoso de Hollywood parece haber enterrado el hacha de guerra y el actor ha podido ver a sus hijos en la mansión de ella.

Brad Pitt visita la casa de Angelina Jolie por primera vez después de su divorcio

Hace ya cuatro años que la pareja de estrellas formada por Brad Pitt y Angelina Jolie anunció su separación por sorpresa, causando un verdadero terremoto mediático. Los actores, que se conocieron en 2005 en el set de rodaje de 'Mr & Mrs Smith', llevaban once años de relación sentimental, dos de ellos como matrimonio, y tienen seis hijos en común. La decisión de tomar caminos separados dio el pistoletazo de salida a un feo proceso de divorcio que se alargó varios años, y en los que la prole de la pareja se convirtió en objeto de una lucha encarnizada.

Fue en abril del año pasado cuando los intérpretes recuperaron oficialmente su soltería, aunque los encontronazos en los tribunales con razón a la custodia de sus pequeños y a sus asuntos financieros han continuado sumando nuevos capítulos. El trato entre la antaño pareja más poderosa de Hollywood ha sido en los últimos tiempos, pues, bastante tensa, y no han faltado las acusaciones directas, pese a que ciertamente los dos han tratado de gestionar sus conflictos lo más privadamente posible.

Pero ahora parece que la interminable batalla legal y la imposibilidad de lograr acuerdos que han regido la dinámica entre Pitt y Jolie los últimos años podrían haber dado paso a una fase de concordia. Y el bienestar de sus hijos sería la razón por la que los artistas han acercado sus posturas definitivamente. Según informa el Daily Mail, de hecho, el actor incluso ha visitado la casa de su exmujer estos días, algo que no había hecho (que se sepa) desde que ambos pusieran el punto y final a su largo y famoso romance.

Pitt fue fotografiado subido a su moto en Los Feliz, el exclusivo vecindario de Los Ángeles en el que la protagonista de 'Maléfica' tiene una residencia y en el que él mismo vive también, tras pasar aproximadamente dos horas visitando a sus hijos en la casa de su exesposa. El intérprete fue captado por las cámaras justo a las puertas de la mansión de Jolie, una imagen inédita que ha llevado a pensar que la relación entre la expareja ha dado un nuevo giro.

Pese a la discreción con la que han administrado sus problemas en los juzgados, lo cierto es que tanto Pitt como Jolie han hablado públicamente sobre su ruptura en más de una ocasión. El actor ha sido el más abierto al respecto, admitiendo que sus adicciones jugaron una parte importante en el abrupto fin de su historia de amor. Pero la actriz también se ha sincerado: la última vez, hace solo unas semanas, cuando aseguró en una entrevista con Vogue India que separarse "fue la decisión correcta".