FÓRMULA 1 |

La petición de Hamilton para renovar con Mercedes

En Alemania aseguran que el acuerdo con el equipo alemán está cerrado, al ceder el británico en la duración del contrato a cambio de elegir a su compañero.

La petición de Hamilton para renovar con Mercedes
FRANCOIS LENOIR AFP

Las filtraciones se suceden. La noticia del arranque del año en la Fórmula 1 será la renovación de Hamilton con Mercedes y son varias las fuentes que señalan a su inminencia. En Alemania, la web ‘F1 Insider’ apuesta porque el acuerdo ya se ha cerrado y que se hará público la próxima semana, refiriéndose a concesiones por ambas partes para que así haya sido posible.

La remuneración exigida por el octacampeón, 40 millones por temporada, será satisfecha por mucho que desde Daimler no estuvieran de acuerdo al respecto. La mayor participación en el accionariado de la escudería alemana del Grupo Ineos sería la solución a este importante escollo, al aportar el diferencial que niega el gigante automovilístico. Además, siempre según las mismas fuentes, Hamilton dispondrá de nuevos espacios publicitarios en su casco y mono de carreras para su explotación con patrocinadores personales.

En contrapartida, y según se ha publicado en varios medios, el británico aceptaría un contrato de menor duración. Lejos de los cuatro años que pretendía, firmará exclusivamente por la presente temporada con opción a la renovación en la siguiente. De este modo, Mercedes se reserva el derecho de modificar su estrategia de pilotos a la vista de la evolución de los acontecimientos, tanto en el plano deportivo como económico y empresarial. La bala en la recámara de George Russell estará lista en el momento de afrontar una nueva negociación de cara al próximo año.

Y en ese tira y afloja entre equipo y piloto, que dista significativamente de la relación idílica que ha escenificado Toto Wolff, las informaciones de ‘F1 Insider’ indican que Hamilton sí ha conseguido hacer valer otra de las reivindicaciones que planteó para su continuidad: la participación en la decisión e incluso el derecho a veto en la elección de su compañero de equipo si continuase compitiendo a partir de 2022.

Según la web alemana, el británico es consciente de que no solo Russell puede ser un rival de futuro en su propio equipo. Max Verstappen también se sitúa en el radar de Mercedes y cuenta con el beneplácito de Wolff, así que de existir alguna posibilidad de hacerse con los servicios del piloto de Red Bull lo intentarían. Un supuesto que no entra en absoluto en los planes de Hamilton, así que ha utilizado esa carta de su mano para ponerla sobre la mesa de la negociación.

Lo cierto es que el anuncio de la renovación debería producirse más pronto que tarde, aunque obviamente la inmensa mayoría de los detalles de un contrato de tal complejidad no saldrán a la luz, especialmente los más escabrosos. Al menos, eso sí, en ese momento la Fórmula 1 podrá respirar aliviada sabiendo que la gran estrella del momento continuará en los circuitos como mínimo un año más.