Competición
  • Bundesliga
  • Liga Portuguesa
Bundesliga
Liga Portuguesa

EL PILOTO MADRILEÑO VISITA AS

Carlos Sainz: “Nadal debería ser una asignatura en el colegio”

Carlos Sainz visitó As para hablar de Fórmula 1, de deporte, de su vida y hasta de sus referentes, como lo son Alonso, su padre y Nadal.

Nervoso. Intenta incluso poner la cara alargada del portugués. Toda la mesa pendiente de Carlos Sainz, y Carlos Sainz imitando a Cristiano Ronaldo. Así es este chaval madrileño que vive en un sueño. Recordaba el piloto de Fórmula 1 aquella noche de diciembre de 2009 en la que recibió el Premio As Promesa con un flequillo a la moda de la época, el día que conoció a Cristiano. “Estábamos los dos esperando, él alto y muy recto me mira así, hacia abajo, y me dice: ‘¿Qué tal? ¿Cómo estás?’. Yo, cortado, bueno bien. ‘¿Estás ‘nervoso’?’. Un poco sí. ‘Yo ya acostumbrado”.

Así es Sainz, llega con unos botes de Estrella Galicia 0,0 con su cara, ilusionado este piloto que está en su cuarto año de F1, un deporte que solo practican 20 personas en el planeta. Uno de los que están llamados a protagonizar el futuro del Everest del motor.

“Mi objetivo es ser campeón del mundo y para eso trabajo cada día”, dice, y provoca que se ilumine la mirada de nuestro director, que echa mano de recuerdos. “Ser campeón del mundo de F1 es algo increíble con mucha clase, yo recuerdo a Jim Clark y era como nombrar un héroe...”, dice Alfredo Relaño. Y entonces Carlos mira la mesa pensando. “Cuando seas campeón vendrás a celebrarlo”, le lanzo. Y acepta, claro. Madrileño. Y del Madrid. Y muy de Cristiano. Un rato de charla futbolera, Carlos pregunta, le gusta aprender de los que saben. Y jugar, claro. “En los partidos que hacemos en Mónaco, Alonso y yo somos los buenos, los que destacamos, pero es que el resto son bastante paquetes”, se ríe ante la pregunta de Héctor Martínez, subdirector del periódico.

Aprender, una palabra que repite Carlos, y en la charla aparece una estrella. “Es imposible no ser fan de Nadal, debería haber una asignatura obligatoria en el colegio: ser como Nadal. Por su forma de ir por la vida, su educación, su esfuerzo, su dedicación… creo que todos tenemos mucho que aprender de Rafa”, dice.

También, claro, está en el aire la figura de Alonso: “Fernando siempre ha sido mi referente, el piloto al que primero vi fue Schumacher, pero yo cuando vi a Alonso lo dije, quiero ser como él”. Pero si hablamos de ídolos en su vida, el mayor lo tiene en casa. “A mí no me ha sorprendido que mi padre vuelva al Dakar, aunque es verdad que lo tenía a un 60/40. Tenía un 40% que me decía que no iba a volver, pero ahí estará. Se crea sus propios retos y ahora después de volver a ganar pues quiere ganar con tres marcas diferentes… pero es un amor muy grande a la competición que con 56 años, con todo lo que tiene ya, con familia, hijos… asuma el riesgo tan grande que hay solo por el hecho de sentirse competitivo y ganar, todo por el factor competición”.

“¿Mi madre? Se ha rendido, podríamos decirlo así, le apoyará siempre haga lo que haga”, cuenta de Reyes, a la que adora como el pilar que sostiene la familia Sainz. No debe extrañar ver a su madre y hermanas echarse las manos a la cabeza ante la escena que describe: “En la finca tenemos una especie de circuito de rallys de algo más de tres kilómetros y ahí a veces hacemos carreritas de rallys mi padre y yo. Cada vez estoy más cerca, pero la clave es que yo lo tengo ya catalogado como si fuera un circuito y entonces de esa manera voy teniendo mis referencias y mis trucos y no me saca tanto. Pero en un rally… imagina, es muy complicado lo que hacen en los rallys”.

“Yo a mi padre siempre le he visto en los rallys como al Schumacher de la F1, por la preparación física por ejemplo, muy pesados en el sentido de perfeccionistas, admirables en todo caso”, responde a las preguntas de Mónica Arias, jefa de Motor, y Jesús Balseiro.

¿Y Fernando en los rallys? “Uf, poder podría hacerlo, pero ganar sería muy complicado, porque los que están ya llevan 20 años preparándose para eso, es como si tuvieran todo ese tiempo de ventaja”.

Es cuando llega el momento Roncero y volvemos al fútbol. “Voy a llevar el escudo del Real Madrid en el casco de 2019”, nos adelanta. Y Tomás se viene arriba: “Si ganas el Mundial con el escudo del Madrid en el casco, me sacó el carné de conducir. Y si haces un podio el año que viene me tatúo el escudo del Real Madrid”.

Con Víctor Serrano regresamos a la F1. ¿Red Bull o McLaren? “Si en 2016 o 2017 después de los años que hice hubiera habido un hueco en Red Bull está claro que hubiera ido, pero este año las circunstancias se han dado así y además estaba la opción de McLaren, que para mí es muy buena porque es McLaren, el segundo mejor equipo de toda la historia de la Fórmula 1”.

Raúl Romojaro le advierte de que Red Bull prefirió a Verstappen. Alejandro Elortegui, director adjunto, arquea una ceja. “No sé si Red Bull hubiera sido un buen destino para mi carrera, probablemente podría lograr podios o ganar carreras el año que viene, eso no se sabrá hasta el año que viene, pero confío y sí sé que McLaren es muy bueno, es cierto que no es lo que era hace seis años, pero sigue siendo un gran equipo y los que han ganado van a volver a ganar”, defiende Carlos.

En McLaren sustituye a un tal Alonso, un amigo. “Fernando claro que ha ayudado, pero también es verdad que yo con McLaren siempre he tenido un vínculo especial, desde que una vez estuve con Zak Brown jugando al golf. Desde entonces estamos en contacto de alguna manera”, explica. Y entonces llega una broma de esas que esconden la verdad: “Como el año que vienen me den un McLaren bueno, os vais a enterar, la voy a liar” (Risas). Sobre Alonso le pregunta Rafa Payá y la presión de coger el relevo del bicampeón. “No me cambia la vida en realidad, no va a ser diferente por ser solo un español en vez de dos, está claro que faltará un referente, pero yo iré a lo mío y a hacerlo lo mejor posible. No tengo más presión por eso”.

Juan Gutiérrez, subdirector, nos devuelve a otros deportes: “Me gusta jugar al golf y para ganar a mi padre he tenido que dar clases, aún no soy mejor que él, pero le gano alguna vez. Él siempre me decía que para ser bueno en algo había que dar clases y eso hice para poder ganarle”. Luis Nieto, director de As.com, regresa a la vida y a la F1 o a las dos cosas a la vez... La F1 como rutina: “Ir a 300 por hora nunca lo es del todo, pero sí es cierto que de algún modo te acostumbras y te puede parecer hasta normal, en el momento en que de verdad notas todo lo que supone pilotar un F1 es el primer día de test en pretemporada, acabas con agujetas. ¿En la carretera? Me dicen que se nota que soy piloto de F1 cuando conduzco, van seguros”.

Ser campeón es su destino, pero solo para llegar a la F1 Carlos ha tenido que recorrer un duro camino y ganar títulos en categorías inferiores: “Entonces sí que sentía presión de verdad porque se podía venir abajo mi sueño de estar en F1. Yo, y esto les pasa a casi todos, si no hubiera ganado algunas cosas estaría con mis colegas en la universidad, que no es mal sitio, pero mi sueño es este”.

Ahora sabe que no puede ganar, pero se plantea otros desafíos, como el valor que tiene un séptimo puesto: “Es como si en las motos los de Moto2 compitieran junto a los de MotoGP, algo así. Es más, es tanta la diferencia que cuando a uno de los seis primeros les pasa algo en la primera vuelta pero pueden seguir en carrera después, cuando pasan a tu lado para adelantarte, apena les ofreces resistencia porque te afecta negativamente a tu carrera, de tal manera que un séptimo lo celebras como una pole y en carrera si no les pasa nada es como una pequeña victoria porque hay dos categorías”.

En cuanto al Mundial, Carlos ve campeón a Hamilton, pero no descarta sorpresas: “De repente Vettel gana dos carreras, Hamilton abandona en una y otra vez resulta que Vettel es el mejor y todo el mundo le alaba, en este deporte solo cuenta lo último”. Y llega la inevitable comparativa: “En las motos sé que gana Márquez porque es el mejor, eso se ve”.

¿Acaso no pasa eso en la F1? “Quizá sí, Hamilton está en su año y así es muy complicado ganarle, muy difícil”. Y si de comparativas hablamos... “Hamilton y Alonso son dos de los mejores de la historia, pero podría haber más pilotos que lucharían por ser campeón. Creo que con el mismo coche, entre el mejor y el peor la diferencia puede ser de tres décimas aproximadamente”. “Alonso con un buen coche, no sé lo que pasaría en clasificación con Hamilton, pero en carrera tengo claro que Alonso es muy difícil de ganar”, explica con ánimo instructivo.

¿Teme que Norris sea un Hamilton? “Lleva a las espaldas muchos test con McLaren y los ‘rookies’ vienen muy preparados de las categorías inferiores”. Pero... Sainz tiene el talento, el coraje y también esa pinta de los elegidos que a veces parece que están en otro lugar, pero son capaces de imitar a Cristiano Ronaldo ante la plana mayor de nuestro periódico. Y sonreír, y charlar y enseñar... ¿Estuvo nervoso Carlos?, le despido. “Na’... fue un placer”. Gracias.

0 Comentarios

Normas Mostrar