Nioh, Guía completa - Prólogo

¿Preparado para morir una y otra vez? ¡Afronta el desafío de Nioh con ayuda de nuestra guía!

GUÍA NIOH: PRÓLOGO

Nioh comienza, como no podía ser de otra manera, encerrados en una celda con el protagonista prácticamente desnudo. Esta misión se desarrolla en Inglaterra, en la Torre de Londres, y nos introduce a las mecánicas del juego, aunque sin meternos todavía en el componente RPG más profundo de subida de niveles, habilidades y demás.

20170209204314.jpg

Para salir de la celda tendremos que aporrear la pared de piedra, que nos llevará a una celda contigua con la puerta abierta

Salimos al pasillo y peleamos contra el guardia que lo vigila. Puesto que no tenemos ningún arma será una pelea larga y algo aparatosa. Si vamos con cuidado, podemos conseguir que no nos vea y cruzar el pasillo hasta una habitación, en la que dentro se encuentra un cofre con una espada que podremos equipar, y así luchar en igualdad de condiciones.

Tras vencer al guarda cogemos la llave de laberinto que tenía y cruzamos el pasillo. Abrimos la puerta de metal con la llave recién obtenida.

Seguimos avanzando y subimos por las escaleras de caracol hasta salir a la superficie, donde hay un guarda que nos verá y otro al fondo, guardando una puerta.

20170209204410.jpg


Entramos y volveremos a encontrarnos dos guardas, uno dentro de una sala y otro en el pasillo. Avanzamos por un hueco de la pared y seguimos subiendo hasta las escaleras de caracol.


Entramos en el piso y nos encontramos con un santuario, que viene a ser un punto de control por lo pronto. Cerca encontramos una puerta que sirve de atajo para volver al santuario y que se abre desde el otro lado. En ese piso solo encontraremos equipamiento, por lo que podremos volver a la escalera de caracol y seguir subiendo.

En el siguiente piso podremos acercarnos a una puerta para oir una conversación que está manteniendo el villano del juego. Avanzamos por el pasillo y tras acabar con un guardia bajamos por otras escaleras de caracol. Bajamos un piso y abrimos el atajo, volveos para seguir bajando hacia la superficie, a un patio.

20170209204837.jpg

En el patio nos encontramos a un enemigo que nos encontrará nada más vernos. Al bajar por las escaleras giramos a la izquierda para continuar. Si seguimos al frente y bajamos otras escaleras, podremos ver que a la izquierda se encuentran dos caballeros bien armados. Podemos pasar de ellos y continuar bajando hasta cruzar un arco a una plaza.

A la derecha encontraremos botín y enemigos, pero a la izquierda subimos unas pequeñas escaleras de madera que nos permiten seguir por el nivel. Abrimos la puerta y enfrente de la sala encontraremos un santuario.

Subimos las escaleras y avanzamos hacia una sala con sillas y mesas, derrotamos a dos enemigos, uno dentro y otro en el pasillo de salida, y salimos hasta unas escaleras de caracol que subimos. Avanzamos hasta la terraza de la torre, y nos preparamos para enfrentarnos con el primer jefe.

Derrotar a Derek el ejecutor

Derek es el primer jefe del juego y es uno que, si jugamos bien nuestras cartas, podremos derrotar sin recibir un solo golpe.

Es lento y predecible y su gran hacha es la única forma que tiene de atacarnos. Con mantenernos a distancia y atacar cuando termine de hacer sus combos no deberíamos tener ningún problema.

20170209204751.jpg

Una vez derrotado veremos una cinemática y procedemos a pelear contra la segunda fase del jefe.
Esta segunda fase es prácticamente igual que la primera, salvo que Derek es algo más agresivo porque a sus movimientos hay que sumarle una embestida, aunque es relativamente sencilla de esquivar.

No tenemos que terminar de derrotar al jefe en esta fase, solo luchar con él hasta que tengamos disponible el espíritu guardián y activarlo. El juego nos dirá cuándo y cómo hacerlo.

Tutorial para hacer Backups de Uplay

Acaba de salir Uplay +, la espectacular suscripción de Ubisoft con más de cien juegos propios y que está de forma gratuita hasta el 30 de Septiembre. Está genial y es impresionante la cantidad de juegos buenos que tiene, pero avisan de un...