UFC

Ruptura con el número uno

La relación entre Jon Jones y Dana White no pasa por su mejor momento. El número uno libra por libra y el presidente de la UFC han intercambiado acusaciones.

Ruptura entre Jon Jones y Dana White.
AFP

Las discusiones, en público y privado, entre el presidente de un organismo deportivo y sus estrellas son habituales. Muchas veces lo que se esconde detrás de esto es una mayor petición de dinero o mejores condiciones. Pese a todo, cuando ocurre centra toda la atención y este fin de semana ha pasado en la UFC. La compañía regresó a Las Vegas tras la pandemia. En el octágono Gilbert Burns dio una auténtica exhibición ante Tyron Woodley... pero de lo único que se hablaba era del enfrentamiento verbal entre el presidente de la empresa, Dana White, y el luchador que ocupa el puesto número uno del ranking libra por libra, Jon Jones.

Todo comenzó con un posible combate. La idea de un duelo entre Francis Ngannou, quien tras su último KO se ha vuelto a revalorizar al máximo, y Jon Jones. La opción era posible, pero Dana White la echó por tierra en una entrevista. Dijo que no creía que ocurriese y zanjó el tema, pero en la previa del UFC Las Vegas le volvieron a cuestionar sobre lo mismo... y ahí se inició el lio. "Le dijo a mi abogado que quiere lo que le pagaron a Deontay Wilder", apuntó White refiriéndose a Bones. Después, White añadió que creía que en su última pelea ante Fury, Wilder cobró 30 millones de dólares, lo que generó multitud de titulares.

Todo el revuelo que se montó, encendió a Jones, quien cargó contra su jefe en redes sociales e incluso pidió marcharse de la compañía. "Si vas a seguir con esas mentiras, voy a seguir defendiéndome. Haz que tu abogado, Hunter Campbell, revele esos mensajes. No seas mentiroso. Mi reputación ya ha recibido suficientes golpes. No necesito esa tontería, Dana. Nunca pedí los números de Wilder. Y qué tal si Wilder gana 30 millones. Nosotros nos conformamos con la mitad. Como dijiste soy el GOAT. Ni siquiera hago la mitad de lo que hace Wilder. Si mi reputación hace que me subestimes tanto, simplemente ve adelante y libérame de mi contrato con UFC. Estoy seguro de que algún promotor en algún lugar estará feliz de contratarme", apuntó en Twitter.

Sin duda, el enfado del luchador es real. Y es que Jones no pasa por su mejor momento en cuanto a motivación. Tras regresar por su positivo, tuvo mucha actividad, pero antes de ganar a Reyes (con polémica) insinuó un posible regreso al no encontrar motivaciones. Ante las palabras de Jones, White matizó lo que había salido, pero siguió atizando a su campeón. "Lo diré de esta manera. Jon Jones no nos estaba pidiendo cinco millones de más. Estaba pidiendo una cantidad obscena de dinero. Y si Jon Jones quiere decir públicamente cuál era esa cantidad, depende de él", replicó tras el UFC Las Vegas. El tema no quedó ahí, ya que Jones dio la contrarréplica asegurando que ha dejado vacante su cinturón y que volverá en un tiempo, algo que de momento no ha sido confirmado.

La ruptura ahora es evidente. La última luchadora que se enfrentó de manera tan clara con Dana White fue Cris Cyborg, quien acabó abandonando UFC y ahora es campeona en Bellator. En la situación actual todo puede ocurrir, pero siendo el número uno libra por libra cuesta cree que no haya un acuerdo. Jones quiere más dinero, y la UFC seguro que la pelea, porque vendería mucho, pero no a ese precio. Si ambos quieren lo mismo... habrá acuerdo. Aunque queda mucha negociación y mano izquierda por ambas partes. La ruptura con el número uno es evidente.