REAL MADRID

Odegaard: de pinchazo en el Castilla a estrella de LaLiga

La travesía del joven noruego comenzó agitada tras su irregular paso por el Castilla. Holanda reflotó la ilusión y la Real Sociedad la está disparando.

Todas las etapas de Odegaard desde su llegada al Madrid.

Las expectativas nunca son un buen compañero de viaje y el caso de Martin Odegaard no ha sido una excepción. Del todo al casi nada, y de ahí, al casi todo. El 22 de enero de 2015, el Madrid ganaba un casting a la inversa en el que el empleado elegía al empleador, y no al revés. Tras probar las mieles de las grandes ciudades deportivas de media Europa, el noruego se decantaba por la capital de España y llegaba a la entidad blanca con 16 añitos. Las altas exigencias correspondientes al dinero desembolsado por un adolescente -3,4 millones de euros incluyendo variables que fueron a parar a las arcas del Stromsgodset - y un sueldo aún más desorbitado -3,5 millones brutos al año- jugaron en su contra.

Real Madrid Castilla / Real Madrid (2014-15 – 2016-17)

62 partidos / 5 goles / 8 asistencias – 2 partidos / 122 minutos

A pesar de ser inscrito en la lista A para la Champions League, y entrenar con los mayores, su verdadero hogar era el filial blanco: un Real Madrid Castilla entrenador por Zidane. La vara para medir su rendimiento no se ajustaba a las 16 primaveras que sumaba, sino al salario de crack que su potencial, y las grandes dotes negociadores de Hans Erik Odegaard (padre de la criatura), había generado. Las polémicas se sucedían semana a semana, dado que los números que vertía en 'La Fábrica' no se correspondían a su caché.

Pocos goles y poca incidencia en el juego de un niño que cambiaba de pandilla cuando llegaba el fin de semana (recordemos que entrenaba con el primer equipo). Esa desconexión con el Castilla alimentaba las críticas, aduciendo mal ambiente entre los mirlos blancos por la presencia de Martin sólo cuando se repartían los minutos de juego. Así como el mencionado jornal, el cual dio que hablar a su llegada: "No es que me moleste, pero a mí también me gustaría estar ahí arriba y cobrar lo que dicen que cobra", reconocía Sergio Aguza, capitán castillista de la época.

Momento del debut de Odegaard con el Madrid, en sustitución de Cristiano Ronaldo.

A pesar de jugar con regularidad con Zidane, no consiguió sumar más de dos apariciones fugaces con los mayores (debutó con el Madrid con 16 años y 157 días en un 7-3 al Getafe, récord de precocidad en liga con el club). De esta manera, el Madrid decidió que sacarle del foco mediático merengue y de una liga tan dura para los jóvenes como la Segunda B era lo mejor. El problema era encontrar un lugar en el que su fútbol asociativo pudiese brillar y, a su vez, estuviese preparada para que una joven promesa disfrutase de minutos al máximo nivel. Ahí apareció la Eredevisie, acostumbrada a sacar brillo a diamantes por pulir.

Heerenveen (2016-17 – 2017-18)

43 partidos / 3 goles / 5 asistencias

Todo parecía guionizado para que su llegada al Heerenveen fuese la que acallase las voces críticas. Pero nada más lejos de la realidad. Un comienzo dubitativo le hacía visitar el banquillo de manera constante. Además, los resultados del equipo no acompañaban. Todo cambió con la salida de Sam Larsson, extremo izquierdo del equipo que fichó el Feyenoord en el verano de 2017. Tras los seis primeros meses de la cesión (el préstamo fue de año y medio), la salida del sueco abrió un hueco en la línea de mediapuntas del equipo, una posición más acorde a su momento futbolístico que la de interior en el centro del campo, en la que Jurgen Streppel le había estado colocando.

En la 2017-18 comenzaban los highlights. Desde la banda derecha no se veía superado por el derroche físico de los centrocampistas rivales y su fútbol comenzaba a brillar. Poco a poco llegaban desde Holanda jugadas del Odegaard más regateador y los focos volvían a encenderse en busca de luces y no de sombras. Así llegaba al final del préstamo un Odegaard mucho más preparado, 'desembrutecido' y con su potencial intacto.

Vitesse (2018-19)

39 partidos / 11 goles / 12 asistencias

Este paso por los Países Bajos entregó al noruego las llaves de la pretemporada blanca, pero no así del plantel final. Tras participar en tres partidos veraniegos, su futuro se alejaba de nuevo del Santiago Bernabéu. El Heerenveen llamaba a la puerta de las oficinas madridistas para renovar la cesión, pero el interés demostrado por el entrenador del Vitesse acabaría decantando la balanza: "Estoy buscando un 10 creativo, con pase, gol y visión de juego. Odegaard es un gran jugador para ese puesto. Es todo lo que tiene este chico".

De esta manera volvía a Holanda, pero en dirección Arnhem por una sola temporada. Si los vídeos comenzaban a gotear el año anterior, en la estancia en su nuevo club llegaban a chorro. Tardó tres partidos en hacerse con un puesto de titular que no soltaría, y las actuaciones vacías de estadística daban paso a una trascendencia en el juego cada vez mayor. A la gran capacidad asociativa que le llevó a la capital de España con 16 años, había sumado una versión mucho más regateadora en su primer préstamo. Todo ello se traducía en un doble-doble a final de temporada y en su presencia en el once ideal de la Eredevisie (único jugador más allá de Ajax y PSV incluido). El niño que se peleaba con hombres en Segunda B había pegado el estirón.

Real Sociedad (2019-20 - ¿?)

11 partidos / 2 goles / 3 asistencias

Y de ese crecimiento se están aprovechando en San Sebastián. El cuadro txuri urdin ganó la pelea por el rubio jugador al Bayer Leverkusen, equipo más del gusto del conjunto blanco por el buen recuerdo de la cesión de Carvajal. Un préstamo de un año, con un posible segundo en caso de que todas las partes así lo crean oportuno.

El de Drammen ha aterrizado de pie en Donostia. Ya lo vaticinaba Illarramendi en verano: "Ahora le he visto que en cinco años ha cambiado mucho, ha mejorado en la presión y en defensa, y eso para un jugador como él es importante". Esa brega ya la ha demostrado, siendo de los mejores de LaLiga recuperando balones en campo contrario. Indiscutible para Imanol Alguacil siempre que ha estado disponible: se lesionó tras la jornada 11, habiendo jugado todos los minutos disponibles.

MVP del primer mes de competición en LaLiga. En el equipo donostiarra se espera su vuelta, tras dos semanas parado, con los brazos abiertos. Y, caprichos del destino, su primer partido tras el parón sería ante su Real Madrid, este sábado en el Bernabéu (21:00 horas). Las gradas del coliseo blanco podrían presenciar la primera gran actuación del noruego en la que se espera que, ahora sí, sea su casa por muchos años. El billete de ida con vuelta abierta comprado en 2017 parece estar cada vez más cerca de cerrarse...