Competición
  • Champions League
  • Mundial de Clubes

GETAFE

Mata, de la Champions al cielo: el sentido homenaje a su abuela

Mata, de la Champions al cielo: el sentido homenaje a su abuela

Chema Moya

EFE

Le dedicó el 1-0 ante el Sevilla: "Estará volando lejos, sin alas, porque quien tiene un cielo entero ganado, no necesita nada más. Va por ti, mi yayita".

La mañana del domingo 21 de abril fue especial para Jaime Mata. A las 14:00 horas en el Coliseum, tenía la oportunidad, él y el Getafe, de seguir portando el cartel de equipo revelación de LaLiga y tumbar al todopoderoso Sevilla en su duelo por la cuarta plaza de la competición, la última que da acceso a la Champions. Si se lo dicen hace 10 años a Jaime Mata, el tricantino pensaría que estaría siendo víctima de una broma. Pero el sueño es una realidad que le ha llevado a la Selección y a ser el segundo máximo goleador nacional con 14 dianas, igualado con De Tomás, por detrás de Aspas (16), y por delante de Molina (13), Borja Iglesias (13), Williams (12), Sarabia (12), Roger (12) y Oyarzabal (12). Y en ese sueño hacia la Champions, Mata tiene una espectadora de excepción en el cielo. Su 'yayita', a la que le dedicó el penalti que transformó en el minuto 35 de partido y supuso el 1-0 ante el Sevilla. De la Champions, al cielo y con un recuerdo especial para su abuela en el campo y a través de Twitter horas más tarde.

Perfil del tricantino Jaime Mata

Con veinte años pasó al filial del Rayo Vallecano, pero un problema burocrático le impidió inscribir su ficha y se fue cedido al Socuéllamos. Regresó al siguiente curso pero también tuvo que buscar una salida y la encontró en el Móstoles, de Tercera. Marcó 26 goles y por fin tuvo la oportunidad en el equipo franjirrojo en Segunda B.

Ante la dificultad de triunfar en el mundo del fútbol nunca abandonó los estudios. Hizo un grado superior de Administración y Finanzas y otro de Comercio Internacional, pero llegó una oferta del Lleida, en 2012, con 24 años, y decidió aceptarla.

En el conjunto leridano de Segunda B realizó dos buenas temporadas, marcó 34 goles en 82 partidos, y dos años después, en 2014, cambió de ciudad catalana. De Lleida se fue a Girona y subió de categoría. En Segunda con el Girona disfrutó del fútbol y fue protagonista en los éxitos del equipo, que disputó en 2015 y 2016 dos promociones de ascenso a Primera. Sus buenos números, 21 goles en 82 partidos, despertaron el interés de varios clubes de la categoría de plata, pero el que más le convenció fue el Valladolid, también por la cercanía con su casa.

La primera temporada fue difícil porque con Paco Herrera jugó más escorado a la banda, pero en la segunda con Luis César Sampedro y Sergio González explotó. 35 goles en 45 partidos oficiales, máximo realizador de Segunda y ascenso a Primera. Sin embargo, su futuro no pasaba por el conjunto pucelano. Llegó la oportunidad del Getafe.