Competición
  • Champions League
Champions League
APOEL APOEL APO

-

Ajax Ajax AA

-

LASK LASK ASK

-

Brujas Brujas BRU

-

Cluj Cluj CFR

-

Slavia P. Slavia P. SLP

-

NBA | LOS ÁNGELES LAKERS

Russell, Randle, López... los ex de Lakers le quitan la razón a Magic

Magic Johnson, Los Ángeles Lakers

Ethan Miller

AFP

Las impresionantes actuaciones de los últimos descartes de los Lakers han vuelto a poner en duda la capacidad de Magic Johnson y la directiva angelina.

La temporada regular está llegando a su fin y está certificando una de las mayores decepciones de la historia reciente de los Lakers. No por quedarse sin playoffs, algo que lleva ocurriendo desde que pisaron por última vez las eliminatorias por el título en 2013, sino porque parecía que por fin iban a salir del pozo. Sin embargo, se han hundido un poco más en él... con LeBron James en el equipo.

Desde hace algunas semanas se empezó a hablar de la raíz del problema de la franquicia, ese que les ha impedido ser competitivos y hacerse un hueco en la liga más allá de la extensa sombra de un Kobe Bryant, que sigue representando los últimos éxitos del equipo hace ya casi una década. Se ha hablado de Luke Walton y de su gestión y de la capacidad de James. También se ha hablado mucho de la mala suerte y de las lesiones. Pero la presente campaña ha certificado lo que antes era solo un murmullo, pero que finalmente se ha convertido en una realidad: el problema de los Lakers es estructural y viene de la cúpula.

Cuando Magic Johnson vendió a D'Angelo Russell para empezar a hacer hueco a LeBron casi nadie le cuestionó. El base, heredero señalado por Kobe, no había terminado de explotar y la promesa de ver a LeBron vestido de púrpura y oro valía más que la promesa, para mucho vacía, que planteaba un base joven como Russell. En la presente temporada, el base ha sido All Star, está siendo una de las revelaciones de la campaña y fue uno de los protagonistas de la pasada madrugada al liderar a los Nets en la victoria sobre los Kings con unos impresionantes 44 puntos, 4 rebotes, 12 asistencias, y 4 robos de balón. Magic dijo cuando se fue que necesitaban "un líder". A los Kings les metió 27 puntos en el último periodo. Casi nada.

No es el único jugador que estará en la cabeza de los aficionados angelinos en estos momentos. Recientemente se ha sabido que Luke Walton pidió expresamente a Magic Johnson y Rob Pelinka quedarse con Julius Randle y Brook López, pero que estos lo ignoraron. En el último partido de los Bucks, la misma noche en la que Russell se exhibió ante los Kings, Brook López ayudó a su equipo a ganar a los Lakers anotando 28 puntos (con 5 triples) y 9 rebotes, añadiendo además 3 robos y 4 tapones.

Si nos fijamos en los últimos partidos de Julius Randle podemos llegar a las mismas conclusiones. El ala-pívot está en 32+10+5 en los últimos 3 choques y sumó hace cinco días 45 puntos con 11 rebotes ante Phoenix. Además, el jugador de los Pelicans está en las máximas de su carrera este año.

Decisiones cuestionables que no llevan a playoffs

Estos son solo algunos ejemplos de la mala gestión de los Lakers en los últimos tiempos. El caso de Russell puede constituir una sorpresa, pero Randle y López ya cuajaron una gran temporada el año pasado y el entrenador pidió expresamente que permanecieran en el equipo. El 'caso Anthony Davis' tampoco ha ayudado a mejorar la reputación de la directiva 'laker' y su gestión del mismo parece haber hecho mucha mella en un grupo desunido, falto de química y que parece estar pensando más en qué pasará con ellos el año que viene que en el final de la actual regular season

Tampoco se entienden otras decisiones recientes de la directiva, que adquirió a gente que a la larga a dado más problemas que beneficios como Stephenson o McGee o traspasó a Ivan Zubac en un intercambio donde no sacaban nada para luego declarar... que buscaban a un hombre alto para reforzar la plantilla. Algo poco comprensible después de los movimientos realizados y teniendo en cuenta además que Zubac estaba siendo una buena noticia para los Lakers. Los casos de Jordan Clarksson o Larry Nance Jr son menos representativos al encontrarse en una de las peores franquicias de la NBA en estos momentos (los Cavaliers) pero ambos jugadores también han mejorado sus números este año.

De momento, lo que está claro es que los Lakers han vuelto a tener una temporada para el olvido y que con James en la plantilla van a tener unos resultados parecidos o incluso peores que los logrados el año pasado. Y mientras tanto, la gente junta a Russell, Clarksson, López y Randle con Ingram, Lonzo, Hart o Kuzma... y se preguntan si mereció la pena fichar a LeBron James con 34 años. Por mucho que sea uno de los mejores jugadores de siempre.