Willy: "Soy un jugador al que le gusta pegarse, si no me aburro"

astv

ENTREVISTA A WILLY HERNANGÓMEZ

Willy: "Soy un jugador al que le gusta pegarse, si no me aburro"

El mayor de los Hernangómez se concentrará con la Selección en unas horas. “Tenemos que centrarnos en un jugador franquicia como es Porzingis", dice de los Knicks.

Willy Hernangómez (Madrid, 1994) será uno de los 16 jugadores que en unas horas se pondrá a disposición de Sergio Scariolo en el inicio de la concentración de la Selección para el Eurobasket (del 31 de agosto al 17 de septiembre). En el que será su tercer gran torneo con España, el pívot espera aumentar su importancia en el equipo. En esta entrevista con AS también habla de las sensaciones de su primera temporada en la NBA y el futuro de los Knicks. Él lo tiene claro: “Tenemos que centrarnos en un jugador franquicia como es Kristaps (Porzingis) e intentar rodearle y crecer a su lado para poner a Nueva York donde se merece”.

¿Con qué expectativas acude a la concentración?

Me encanta ir con la Selección y jugar con España. Me siento muy querido por toda la gente. Este verano quiero sentirme más importante y a ayudar, contando con más minutos, a ganar al equipo.

Está llamado a ser uno de los estandartes del equipo en un futuro no muy lejano…

No lo sé aún. Tenemos a Ricky, un veterano que es muy joven, y también está Llull. Juntando a Abrines, Guillem Vives, mi hermano y otros muchos jugadores jóvenes también podemos hacer grandes cosas en el futuro.

De cara a la próxima temporada, ¿qué objetivo se ha fijado Willy para este verano?

He trabajado muy duro para el año que viene asentarme, tener muchos minutos y sentirme como lo hice en el tramo final de la pasada campaña. No empezar de cero, sino retomarlo donde lo dejé hace unos meses.

Willy Hernangómez, durante la entrevista con AS.

¿Cómo calificaría su primera experiencia en la NBA?

Estoy bastante contento. Ha sido una temporada larga y dura, pero si tuviera que describirla con una palabra sería increíble.

¿Qué es lo que más le ha llamado la atención?

El ritmo con el que juegan. Disputar cinco partidos por semana es duro. Me costó acostumbrarme a su velocidad.

¿Algún jugador al que le hiciera especial ilusión medirse?

Me ha encantado enfrentarme a LeBron James, a quien he admirado desde pequeño. También jugar contra los Warriors o Russell Westbrook. Son jugadores que están al más alto nivel y que te hacen darte cuenta de lo mucho que tienes que trabajar para ser jugador NBA.

Le costó adaptarse al principio. Basta recordar aquella anécdota con su ya excompañero Brandon Jennings, pero poco después ya mostró su carácter ante Dwight Howard.

Aquella bronca de Jennings se agrandó demasiado. Simplemente me dijo, y con razón, que hay que saber medir cuando estás peleando por ganar un partido como ese en el que ya se había producido algún pique. Respecto a lo de Dwight Howard he de decir que soy un jugador al que le gusta pegarse. Si no, me aburro. Aún me acuerdo que cuando debuté con el Madrid David Doblas me pegaba codazos en la espalda y yo luego se los devolvía. Eso me ha servido para estar preparado en la NBA y no hacerme pequeño. Me ayuda a estar más activo.

¿Cómo es el vivir en Nueva York para un jugador NBA?

Al principio podía caminar y hacer turismo por la ciudad sin problema. Cada poco tiempo venía algún amigo a visitarme, así que tenía que hacer la misma ruta y enseñarles las mismas cosas. Una rutina que dejé de hacer en los últimos meses porque allí son muy aficionados al baloncesto. Si alguien te para, con todos los turistas que hay, se genera una situación algo caótica. Aunque es algo que llevo bien. A mí de niño también me gustaba hacerme fotos con Felipe (Reyes) y el resto. Me gusta vivir allí.

¿Qué le pasó al equipo en la segunda parte de la temporada?

Fue un curso ilusionante en el que no salieron las cosas como nos hubiese gustado. Nos faltó jugar más compenetrados y ayudarnos mutuamente en defensa. No defendimos mucho durante el último año (ríe). Necesitamos crear un bloque y que los jugadores sigamos juntos para, como mínimo, meter a Nueva York en playoffs. Se lo merece.

Ya no está Phil Jackson en la franquicia, cuyo célebre triángulo no funcionó en Manhattan. ¿Cómo lo vio usted?

A mí me gusta. Es un sistema que te permite entrar en juego: tocar el balón, tener diferentes opciones en ataque... El problema es que todo el equipo debe entender a qué se juega. Si tres juegan al triángulo y los otros dos no lo entienden, la cosa se complica.

Se ha hablado mucho sobre aquella reunión de final de temporada a la que no acudió Porzingis. Imagino que usted sí asistió.

Fue una reunión en la que se valoró el curso y la idea que había para la siguiente. Por supuesto que fui, no tengo ningún problema con nadie. Era un rookie todavía, así que a mí lo que me digan. Si Kristaps (Porzingis) tomó esa decisión es cosa suya. Mucha gente piensa que ambos vamos de la mano de un lado para el otro, pero yo soy Willy y él es Kristaps. Cada uno tiene su vida y su forma de trabajar.

¿Se imagina jugando con Porzingis muchos más años?

Sí. Los dos lo hemos hablado, nos encantaría jugar y pelear por títulos juntos muchos años. Y ojalá sea en Nueva York.

Lo que sigue en el aire es el futuro de Carmelo Anthony, ¿qué sensaciones tiene al respecto?

Ha sido todo un profesional llevando este tema. Realmente me ha sorprendido como lo ha afrontado. Siempre acudía con buena cara a entrenar, trabajaba como el que más y ayudaba a todos sus compañeros, sobre todo a los más jóvenes como yo. No sé qué pasará con Carmelo, pero lo que sí sé es que tenemos que centrarnos en un jugador franquicia como es Kristaps e intentar rodearle y crecer a su lado para poner a Nueva York donde se merece.

A menudo se les ha comparado a usted y a su hermano con los Gasol. ¿Supone esto una presión extra o es una señal de que están yendo bien las cosas?

Siempre decimos que solo va a haber unos Gasol. Ellos ya han demostrado muchísimas cosas y nosotros aún nada. ¡Estamos empezando! Tenemos los pies en el suelo y sabemos que es muy complicado, pero ojalá dentro de 10-15 años la gente pueda decir que además de los hermanos Gasol también están los hermanos Hernangómez.

Acabemos con Luka Doncic. ¿Qué le ha parecido su progresión de este último año?

Cuando le ves sabes que no es un jugador normal. Para mí ha sido uno de los tres mejores jugadores del Madrid la pasada temporada. Si quiere jugar en la NBA, que espero que sí, tiene que seguir trabajando, ser ambicioso y no conformarse con nada.

Willy Hernangómez.

0 Comentarios

Mostrar