FAMOSOS

Sale a la luz el verdadero aspecto de la 'Angelina Jolie zombi': irreconocible

La joven iraní fue condenada a diez años de cárcel por varios delitos, pero ahora ha sido liberada y ha mostrado ante los medios su auténtico rostro.

Sale a la luz el verdadero aspecto de la 'Angelina Jolie zombi': irreconocible

El fanatismo por tratar de imitar a las grandes estrellas puede llegar a límites descorazonadores, y pocos casos ilustran mejor esta realidad que la historia de Sahar Tabar, también conocida como la 'Angelina Jolie zombi'. Esta influencer iraní de 19 años comenzó a subir a las redes sociales hace tiempo unas fotografías con el rostro totalmente deformado como consecuencia de sus supuestas visitas al quirófano y de someterse a 50 cirugías para tratar de parecerse a la célebre actriz de Hollywood.

Posteriormente, se descubrió que las imágenes eran realmente el resultado de diversos trucos de maquillaje y edición fotográfica, pero su 'engaño' tuvo unos efectos devastadores: la joven, cuyo nombre verdadero es Fatemeh Khishvand, fue condenada a diez años de prisión por el gobierno iraní, acusada de blasfemia, de incitación a la violencia, de obtención de ingresos por medios inapropiados y de alentar a los jóvenes a la corrupción.

La dureza de su condena generó protestas masivas en la sociedad y los medios de comunicación de su país, así que la joven ha sido finalmente puesta en libertad, 15 meses después de ingresar en la cárcel de forma preventiva, según ha informado el diario Daily Star. El pasado octubre ya declaró en una entrevista estatal que "lo que viste en Instagram fueron los efectos de ordenador que usé para crear la imagen" porque "quería ser famosa desde que era niña y el ciberespacio fue fácil, mucho más fácil que convertirse en actriz".

Y ahora que ha regresado a Teherán con su familia, Tabar ha concedido otra entrevista para la agencia de noticias estatal Rokna, en la que, por primera vez, ha mostrado su verdadero rostro. El vídeo completo no ha sido emitido todavía, pero en el adelanto se aprecia el auténtico aspecto de la joven, que poco tiene que ver con sus publicaciones 'caracterizada' como la 'Angelina Jolie zombi'.

Tras su experiencia en la cárcel, Tabar ha admitido que "ni si quiera pondré Instagram en mi teléfono, y mucho menos tendré una página personal". Por otro lado, la influencer ha afirmado que su intención no fue nunca parecerse a Angelina Jolie, sino a la protagonista de la película 'La novia cadáver'. Los abogados de la joven revelaron antes de su ingreso en prisión que padecía trastornos psicológicos.