EEUU

El youtuber James Charles, muy criticado por crear un maquillaje de víctima de maltrato

El joven estadounidense, que tiene más de 17 millones de seguidores en Instagram, ha causado gran controversia tras su aportación al reto viral #MughshotChallenge.

El youtuber James Charles, muy criticado por crear un maquillaje de víctima de maltrato

El confinamiento al que está sometida gran parte de la población del mundo debido a la crisis del coronavirus está llevando a que surjan muchos desafíos en las distintas plataformas sociales que pretenden hacer más amenas las largas jornadas de cuarentena. Se trata de retos de toda clase que los distintos usuarios pueden compartir a través de hashtags virales.

Y aunque estos 'challenges' buscan únicamente constituir propuestas inofensivas para matar el tiempo, la responsabilidad individual debería estar siempre presente a la hora de sumarse a alguno de ellos y decidirse a compartir la propia participación de forma pública. Especialmente si se tiene una cantidad estratosférica de seguidores en las redes. Y el que parece que no ha pensado con cabeza las connotaciones de su desafortunada apuesta para uno de estos desafíos ha sido el famoso youtuber estadounidense James Charles.

Ver esta publicación en Instagram

it’s pouring rain in LA, so I played with some makeup today 💜

Una publicación compartida de James Charles (@jamescharles) el

El joven se ha convertido en toda una estrella de Internet por sus elaborados tutoriales de maquillaje, que han llegado incluso a considerarse ejemplos positivos en la ruptura de prejuicios de género. Con 17 millones de followers en Instagram, el youtuber ha demostrado ser todo un artista en el manejo creativo de la cosmética. Sin embargo, ha patinado estrepitosamente al unirse al #MughshotChallenge de TikTok, que invita a los internautas a recrear a través de fotos cómo imaginan que sería su ficha policial.

Y a Charles no se le ha ocurrido otra cosa que compartir este lunes dos imágenes, una de frente y otra de perfil, con un maquillaje que simula el aspecto de una víctima de maltrato, con sangre y un ojo morado. Las instantáneas no han tardado en desencadenar una oleada de críticas feroces, y han sido muchos los que han tachado al influencer de irresponsable, insensible o inconsciente.

Ver esta publicación en Instagram

mugshot

Una publicación compartida de James Charles (@jamescharles) el

Pero pese a eliminar de Twitter los dos retratos tras el estallido de la controversia, Charles no ha hecho lo propio en Instagram, y además, se ha defendido arguyendo lo siguiente: "Aunque cientos de influencers y artistas han hecho cosas parecidas, he eliminado el MughshotChallenge porque nunca fue mi intención provocar a nadie y es una pérdida de tiempo tratar de debatir abiertamente con gente que me odia de todas formas".