DIVORCIO

La exmujer de Phil Collins señala que el cantante se negó a ducharse y lavarse los dientes

Orianne Cevey continúa con la guerra que mantiene con el artista británico después de haberse instalado en su mansión con su nuevo marido de 'okupas'.

phil collins ermitaño exmujer orianne cevey no se lavaba no se cepillaba los dientes divorcio

El cantante Phil Collins está viviendo unas últimas semanas algo más tormentosas de lo habitual después de haberse convertido en noticia por su vida privada. Su sonada separación de Orianne Cevey -quien le dejó por sms a finales de julio- se está convirtiendo en algo más problemática de lo habitual por la custodia de sus hijos y su fortuna.

Le dejó con una nota el pasado verano

El propio artista británico denunció a su exmujer por haber ocupado su propiedad, lo cual supuso el inicio de una guerra que en las últimas horas ha dejado unas declaraciones de lo más llamativas. Después de haberse comprometido con el guitarrista Thomas Bates apenas un mes después de su ruptura, Orianne Cevey ha hablado sobre el final de su relación con Collins.

Ver esta publicación en Instagram

When you pretend to be listening but you’re actually thinking about dinner

Una publicación compartida de Phil Collins (@officialphilcollins) el

“El hedor de Philips se volvió tan penetrante y se convirtió en un ermitaño, negándose a interactuar personalmente con cualquier persona”, reconoce en unas declaraciones concedidas al portal estadounidense TMZ. En ellas, además, admite que Phil Collins se negó a ducharse y lavarse los dientes durante todo el año 2019, algo que convirtió en insostenible su relación.

No es la primera vez que ambos viven una tormentosa ruptura, y es que ambos se separaron en el año 2008 después de nueve años casados. 48 millones de dólares fue la fortuna que reunió Orianne Cevey después de su divorcio. Cosas del destino, la pareja volvió a retomar su relación en 2015, esperándoles un curioso final más propio de película al estar protagonizado por una nota y una boda un mes después en Las Vegas.

La polémica por la que ambos mantienen una guerra abierta desde hace varias semanas es la de la ‘ocupación’ de su mansión de Florida, sobre la cual Cevey asegura que le prometió una participación del 50% si se divorciaba de su anterior esposo Charles Alami, en 2015. Ahora, tras su ruptura, el cantante británico estaría intentando romper dicho acuerdo según la versión de esta, y por ello vive allí con su nuevo marido y una gran cantidad de guardaespaldas.