FAMOSOS

El irreconocible aspecto de Leticia Sabater tras pasar por el quirófano por enésima vez

La artista acudió a 'Sálvame Deluxe' solo unos días después de su reciente intervención estética, luciendo la cara amoratada y llena de esparadrapos.

El irreconocible aspecto de Leticia Sabater tras pasar por el quirófano por enésima vez

La ilusión de mantenerse siempre joven ha sido una de las quimeras que más ha obsesionado al ser humano a lo largo de la historia. Y a día de hoy, gracias a los avances de la medicina, muchos han confiado en la cirugía estética para tratar de congelar el tiempo y resistir a los efectos físicos de la edad. Pero la prudencia no siempre interviene en la fórmula para rejuvenecer y no son pocos los que se han acabado convirtiendo en verdaderos adictos al bisturí.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de LETICIA SABATER!oficial! (@leticiasabateralonso) el

Leticia Sabater es una de las personalidades españolas que nunca ha tenido reparos a la hora de reconocer su afición a pasar por el quirófano. Y este sábado volvió a demostrarlo en Sálvame Deluxe, programa al que acudió como invitada para hablar, entre otras cosas, de la inesperada muerte de su hermana Silvia, que falleció la pasada semana a consecuencia de un infarto de miocardio, y de su largo historial de operaciones estéticas.

Lo primero que inevitablemente sorprendió al público cuando Sabater entró en el plató fue su aspecto: la televisiva mostraba el rostro lleno de moratones y presentaba varios esparadrapos pegados a los párpados. ¿La razón? Su última intervención quirúrgica, a la que se sometió hace tan solo unos días. "Me gusta estar joven y, hoy en día, tenemos técnicas para conseguirlo", explicó la catalana.

En esta ocasión, tal y cómo especificó ella misma, Sabater se ha realizado una blefaroplastia inferior y superior "para mejorar el aspecto de mis párpados, que estaban caídos". Además, la artista también se ha quitado las manchas faciales y se ha retocado la sonrisa (esto último, por 3.875 euros). Su aparición en Sálvame, todavía dolorida tras la intervención y luciendo aún sus secuelas inmediatas, se debe a que ya tenía la entrevista cerrada de antemano.

"Soy una profesional", aseguró, "si tengo un trabajo firmado lo hago. Gracias a Dios, la productora me lo ha retrasado una semana. Me duele, pero hay que salir a hacer la función con la mejor de las caras". En las redes sociales, como era de esperar, el nuevo paso de Sabater por el quirófano ha provocado una multitud de comentarios más bien críticos.