DURA SENTENCIA

El accidente de Harrison Ford costará una millonada a ‘Star Wars’

La productora, Foodles Production, tendrá que pagar una multa de 1,7 millones de euros por no proteger a los actores y trabajadores.

Chewbacca y Han Solo.
Foto Twitter

El accidente de Harrison Ford en el rodaje de ‘Star Wars: El despertar de la fuerza’ va a costar 1,7 millones de dólares a la productora británica Foodles Production, responsable de la filmación en el Reino Unido.

Todo se remonta a junio de 2014, cuando Ford estaba inmerso en el rodaje de la película interpretando su papel como Han Solo en los estudios Pinewood, cerca de Londres. El actor, de entonces 71 años, se rompió la pierna izquierda al quedar atrapado por la puerta hidráulica de metal de la famosa nave del ‘Halcón Milenario’ en un accidente que le podría haber costado la vida. “No sucedió así porque se activó un mecanismo de parada de emergencia”, destacó el fiscal Andrew Marshall.

Tras el accidente, Ford fue trasladado en helicóptero a un hospital de Oxford y posteriormente operado de su pierna.

El regulador de seguridad laboral británico, Health and Safety Executive (HSE), llevó a juicio a la productora y ésta admitió haber cometido dos infracciones relativas a la normativa de salud y seguridad. Ahora el tribunal de Aylesbury, al sur de Inglaterra, ha dictado sentencia.


Falta de comunicación

Tal y como informa la BBC para el juez, Francis Sheridan, la productora cometió el grave error de no comunicar al actor los riesgos que afrontaba en el set de rodaje.

“El mayor error por parte de la compañía fue la falta de comunicación. Si se ha elaborado una evaluación de riesgos pero ésta no se comunica, ¿cuál es el objetivo de tenerla? Si hubieran incluido al señor Ford en las conversaciones, al menos podría haber estado alerta sobre los peligros que debía evitar”, explicó el magistrado.

 

Respuesta de la productora

Por su parte, Foodles Production ha afirmado en un comunicado que su prioridad es siempre la seguridad de su todo su equipo de rodaje y que el jurado también admitió su rápida reacción tras el accidente.

“El jurado reconoció que los protocolos de seguridad fueron inmediatamente implementados y que en todos los demás aspectos era una producción muy segura”, afirmó.