TENIS

Antivacunas, agua, ayuno... la polémica holística de Djokovic

El balcánico defiende sus ideas, como la antivacunación, el poder de la meditación, el veganismo o el ayuno intermitente frente a las críticas que suscita.

EI positivo de Djokovic por coronavirus es la última polémica generada alrededor del comportamiento del serbio, que tuvo una intensa actividad en las redes sociales durante su confinamiento en Marbella, con videoconferencias en las que habló de su filosofía de vida, sus costumbres e ideas. Todas muy relacionadas con la holística, lo relativo al holismo, palabra que proviene del griego holos, que significa todo. Concepto creado en 1926 por el mariscal sudafricano Jan Smuts, que lo describió como “la tendencia de la naturaleza a usar una evolución creativa para formar un todo que es mayor que la suma de sus partes”.

Djokovic es partidario de la medicina holística, que recurre a métodos naturales como la homeopatía, la meditación y el yoga, áreas en las que profundizó el serbio a raíz de su relación con el extenista riojano Pepe Imaz y, en los últimos tiempos, con el experto en medicina alternativa Chrevin Jafarieh. El número uno no cree en la vacunación ni en la cuarentena y dijo en una charla con un grupo de deportistas de su país que no quería pasar por ella para viajar por el circuito, lo que hizo que le tacharan de “irresponsable”.

También habló del poder de la mente para transformar el agua contaminada en potable con la oración, teoría del ensayista japonés Masaru Emoto. Tennys Sandgren la usó para mofarse de él (“Si Djokovic no coge el coronavirus, bendigo mi agua con vibraciones positivas”). Nole, vegano, practica el ayuno intermitente, como otros deportistas. “Paso 16 horas sin comer”, le contó a Muguruza en un chat. Hábitos que le mantienen en lo más alto.