¿Y si el árbitro pita penalti?

Carlo Ancelotti ha tenido muchas cosas que preparar para el partido de esta noche. Entre ellas una que suscita naturalmente la interrogación de muchos madridistas y que podría decidir el destino del encuentro. ¿Quién tirará el penalti en caso de que el árbitro sancione una falta de un jugador del City en el área? Hasta hace una semana esta pregunta hubiera parecido inapropiada, por no decir ridícula, ya que Karim Benzema era un seguro de vida en esta materia. Pero pasó lo que pasó en Pamplona y estos dos penaltis errados por el delantero francés frente a Osasuna que completaban un ciclo de tres fallos en cuatro intentos en dos partidos.

Cierto es, como dicen con un punto de humor los admiradores de Benzema, que lo suyo es marcar goles difíciles, pero conviene reflexionar sobre la identidad del próximo tirador desde los once metros. Lo que es evidente, conociendo a Carletto, es que no va a imponer nada a Benzema. No le va obligar a encargarse de un hipotético penalti en el Etihad Stadium ni le va a impedir que lo haga. Aunque hablen del tema con naturalidad, la decisión será de mi compatriota. Ahora sí, ¿puede suponer un problema para el Madrid que un futbolista fragilizado en este ejercicio coja la pelota? La respuesta es sí. ¿Sería un gesto de capitán, un gesto de grandeza, que Benzema pase su turno? La respuesta es sí, también.