Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Premier League
  • Bundesliga
  • Copa Libertadores
  • Liga Portuguesa

Villarrubia de los Ojos, la Virgen de la Sierra y la peña que idolatraba a Pirri

Enclave único. Villarrubia de los Ojos no es un pueblo cualquiera. Al menos para este humilde servidor, que nació aquí hace ya 54 años. Y lo hice en la casa de mis abuelos, con comadrona como sucedía en los viejos tiempos. Los veranos los pasaba en casa de mi tía Elena y mi tío Canuto, situada junto a la iglesia en cuyo patio di mis primera patadas a un balón. Es un coqueto pueblo ubicado entre los Montes de Toledo y la llanura manchega. No muy lejos está el Parque Nacional de las Tablas, dentro de un ecosistema llamado 'tablas fluviales'. Allí pueden disfrutar de los patos coloraos, las garzas imperiales y los somormujos. Y si quieren paisajes suban al Mirador de La Mancha. Tan bello que la Vuelta pudo tener ahí un final de etapa... El primer nombre que tuvo el pueblo fue Rubeum, que hace referencia al color rubio del terreno en el que está ubicado. En el siglo XI se ganó el calificativo de 'Villa' y ya en el siglo XVII aparece como Villarrubia de los Oxos del Guadiana. Y por desuso del topónimo del Guadiana se quedó con el nombre actual. Tiene censados 10.026 habitantes, que presumen del santuario de la Virgen de la Sierra, patrona del pueblo. A la romería iba de niño Alfonso Redondo, primer boxeador español que fue campeón de Europa del peso welter (1987) y es natural de aquí. El púgil está orgulloso de ello. Villarrubia, tierra de campeones...

En busca del sueño. El Formac Villarrubia es el equipo de fútbol del pueblo, que está en una nube. En su grupo de Tercera División quedó segundo clasificado y ya pasó la primera ronda eliminatoria por el ascenso al eliminar al Coria extremeño. El pasado domingo jugó la ida de la segunda ronda del playoff, derrotando al Bergantiños gallego por 2-0. Un resultado que les puede meter en la tercera y definitiva ronda clasificatoria. La vuelta se jugará mañana en Carballo (A Coruña). Será un partido durísimo, pero si logran subir a Segunda B sería un hito histórico. ¡Forza Villarrubia!

La Peña. Nació en el año 1977 con el tirón del fichaje de Juanito, que recuperó la ilusión de la afición. Algo parecido a lo que está ocurriendo ahora con Hazard. Pero la peña nació con un ídolo consagrado: Pirri. Mis paisanos, como yo mismo, son casi todos pirristas. Por desgracia, los estatutos del club impedían poner a las peñas el nombre de ningún jugador en activo. Ahora la preside Victorio Illescas, bien arropado por Claudio, Fran, Benito, Raúl y Nemesio. Tienen una sede estupenda y cuidada, que visitaron en el 25º aniversario Luis Montejano (presidente del Real Madrid en 2006) y el añorado Zoco. Villarrubia de los Ojos, madridismo de cuna. La mía.