Un respiro para el baloncesto

Un respiro para el baloncesto

Las dos partes en litigio tuvieron que hacer concesiones, pero ni perdió la ACB, ni perdió la ABP. Ganó el baloncesto. La huelga de jugadores fue desconvocada: habrá Copa del Rey. Y eso es lo mejor que le puede pasar a un deporte enzarzado últimamente en constantes disputas de despacho. La competición estelar de la ACB medirá durante cuatro días a los ocho mejores equipos de España en Gran Canaria. Aficiones, clubes, jugadores y autoridades respiran ya tranquilos. Atrás quedan días angustiosos de tira y afloja, de estrategias y presiones. Un incendio que, esta vez sí, supo apagar el bombero José Ramón Lete. La mediación del CSD ha sido decisiva en la resolución del conflicto. Lete fue profesional del baloncesto, ama este deporte... Por eso el acuerdo le satisface doblemente.

Cuando Lete accedió al cargo de presidente del CSD, dijo con claridad que uno de sus retos era “ocuparse del baloncesto profesional”. No lo está teniendo fácil, y no es porque no le haya dedicado tiempo. El cirujano se enfrenta a un enfermo que gasta más de lo que ingresa, y que tiene una brutal dependencia de las ayudas públicas y de dos clubes de fútbol, el Real Madrid y el FC Barcelona, a los que nos les importa perder dinero con una sección que les prestigia. Los aficionados vivieron este martes una doble agonía, porque en Badalona también se resolvía el futuro del Joventut, un histórico que es un buen ejemplo de ese camino errático, de los tiempos de las burbujas y de la dejadez con Hacienda. De momento, el campeón de Europa de 1994 sobrevive, rescatado, cómo no, por su Ayuntamiento.

0 Comentarios

Mostrar