El madridismo resucita en Castellón de la Plana, como su aeropuerto

El madridismo resucita en Castellón de la Plana, como su aeropuerto

Hay que crecer. Así es. Castellón fue en su día un destino que captó mucho madridista. En los años 70 hubo varios jugadores que hicieron el camino de ida y vuelta entre el Bernabéu y el viejo y extinto Castalia. Babiloni, Mendieta (el portero vasco no llegó a debutar en el primer equipo), Juanito Planelles, Del Bosque... Ese Castellón tenía pedigrí. Y competía. Jugó la final de Copa del Generalísimo ante el Athletic de Bilbao en el Calderón. Perdieron 2-0, pero estaban en el pelotón de los elegidos. Del Bosque dejó 49 partidos y seis goles en sus dos etapas allí (1970-71 y 1972-73). Planelles, que iba para estrella, no terminó de adaptarse a la vida de Madrid y finalizó su carrera en Burriana, donde ahora reside. “Ellos lograron que muchos aquí nos hiciéramos del Madrid”, me recuerda Miguel Ángel Álvarez, presidente de la Peña La Plana Blanca de Castellón. “Aquí, del Barça son el 60% y del Madrid el 40. Pero vamos comiéndoles el terreno poco a poco...”.

Paella vikinga. Hablando de comer, el segundo aniversario de la peña me permitió conocer Benicassim, muy cerca de Castellón. En La Calma, así se llamaba el restaurante, se perdió la misma cuando los peñistas, a los que se unieron los de Picanya y Segorbe, fueron calentando el debate (“Isco y Asensio deben jugar antes que Bale y Benzema”) hasta que aparecieron las paellas. Nada de marisco y pescado. De conejo con bajocons (en valenciano) o garrofón (en castellano). “Esta es la verdadera paella, Roncero”. No puse pegas. Y me llamó la atención cómo gozaba en la ingesta Jung-Soo Han Back, un surcoreano que llegó a Castellón con su familia con sólo nueve añitos. “Desde entonces he vivido aquí. Mis pasiones son el coaching deportivo y el Madrid. Por Facebook ha fidelizado a muchos madridistas en mi país”. Grande.

Castellón. Volvamos al equipo de la tierra, al que entregan su cariño muchos de los madridistas de la zona. Tras estar a punto de desaparecer está en Tercera, pero ahora han cogido los mandos dos jugadores en activo. Pablo Hernández (está en el Leeds en la Championship) y Dealbert (el exvalencianista, de 34 años, juega en el propio Castellón). “Ellos y el presi Montesinos nos han recuperado la ilusión. ¡Ya somos 10.000 abonados!”.

Aeropuerto. En 2011 se inauguró y en 2014 se lo comían los conejos. Pero ahora tiene muchos vuelos diarios (casi todos británicos). El madridismo de Castellón resucita. Como su aeropuerto...

0 Comentarios

Normas Mostrar