MOTOGP | INDONESIA

Pol: "Indonesia me recuerda a España hace unos años"

Se refiere a "cuando mi padre me llevaba a las carreras a ver a Crivillé, durmiendo en los circuitos rodeados de pasión. Es muy bonito notar la pasión de la gente".

0
Pol: "Indonesia me recuerda a España hace unos años"
SONNY TUMBELAKA AFP

Pol Espargaró es el mismo de siempre, pero su moto no lo es. La nueva Honda es la mejor mecánica de la que ha dispuesto en los nueve años que lleva en MotoGP y ahora se siente al fin en disposición de hablar sin tapujos de luchar por la victoria. Así lo ha hecho el del Repsol Honda en la rueda de prensa del GP de Indonesia, al que llega tercero de la general gracias a su gran carrera en Qatar.

-¿Sensaciones?

-Estoy muy feliz, muy contento, pero después de una primera carrera siempre hay muchos nervios, antes y después. Fue una carrera mucho más rápida que la del año pasado y esto demuestra el rendimiento de una moto en la que Honda ha estado trabajando muy duro durante toda la pretemporada. Gracias a eso pude luchar por la victoria hasta las últimas cinco vueltas, cuando Enea me pasó, y hasta que mis neumáticos dijeron basta y ya no pude gestionar la situación. En cualquier caso, me divertí mucho en la carrera y creo que ha sido un buen inicio de año.

-Aquí fue el más rápido en el test de pretemporada y era de los que tenía mejor ritmo. Además, viene de pelear delante en Qatar. Se lo digo sin presión...

-(Risas) ¡No, no, ninguna presión! Fue bien en la pretemporada y disfruté en este circuito, incluso con la dificultad de estar tres días enteros aquí con estas condiciones. Pero no fui el único rápido. Enea fue muy rápido, Marc fue muy rápido, Fabio fue muy rápido… Las Ducati, las oficiales, no lo fueron tanto, pero seguro que estarán delante después de haber tenido algunos problemas en la carrera de Qatar. Espero que sea una carrera dura, con mucha gente, y espero poder estar ahí como en el primer domingo y luchar por algo bueno.

-¿Qué tal el paseo en moto por Yakarta?

-Era como sentirse una estrella del rock, podías sentir eso. Es increíble venir a sitios como éste, donde puedes enseñar lo que más amas, que son las motos, y este deporte al máximo nivel, y ver que lo disfrutan tanto. Ir por las calles de Yakarta rodeados de gente, con muchas motos por allí, con mucha gente siguiéndonos. Y también conocer al presidente, que vino con su propia moto. Me recuerda a hace unos años en España, cuando mi padre me llevaba a las carreras a ver a Crivillé, durmiendo en los circuitos rodeados de pasión. Es muy bonito notar la pasión de la gente.

-Sobre el ritmo que impuso en Qatar y viendo la combinación de neumáticos que usó, ¿fue eso una especie de suicidio?

-La carrera fue muy, muy rápida. Chequeamos cómo de rápida había sido comparándola con las que hice el año pasado, y fue 20 segundos más rápida que la primera, y 16 que la segunda, eso corriendo dos veces allí y con cinco días de entrenamientos. Así que, sí, el ritmo fue muy alto, una locura. Siendo sincero, no esperábamos una carrera así, no esperaba romper la carrera así de rápido, ni que tuviese ese ritmo. Pensaba que podíamos ser cinco o seis pilotos adelantándonos un par de veces en cada vuelta, pero al final me vi solo tirando, todos en un raíl. Al no esperar esto tampoco esperábamos gastar tan rápido los neumáticos, y de esa manera. Pero elegimos esto por ser la primera carrera del año. Podríamos haber elegido también el medio delantero, como hizo Brad, y puede ser que hubiese ido mejor. Pero sentía que arriesgaba más y sabía que con los blandos podía ser muy rápido. Al final sin haberme ido largo a lo mejor podría haber sido segundo, pero no me quedo con dudas porque es el tipo de carrera que estaba esperando hace tiempo.

-¿Cuánto vale ahora el test de hace un mes?

-Creo que la información que tenemos ya del circuito es bastante grande, el cambio, que es importante, cómo gestionar la potencia, electrónica… Pero en la parte neumáticos, los que vamos a tener, su durabilidad, empezamos de cero, porque los que tendremos ahora tienen una construcción distinta, diferente carcasa, diferente goma, y el circuito se ha reasfaltado en bastantes zonas. Está claro que lo que hicimos en la pretemporada es útil, pero para el resto tendremos que empezar de cero, que es por lo que aunque me fuese muy bien no tengo claro qué esperar. Y también porque veo a mucha gente con potencial para ganar y tengo que intentar adaptarme a las circunstancias igual de bien que lo hice en el test.

-Lleva nueve años en MotoGP, ¿ha perdido en algún momento su confianza? Tiene un tatuaje en el que se dice lo contrario...

-Para llevar nueve años en MotoGP sin tener demasiado éxito en los resultados por supuesto que tienes que creer en ti mismo. Es algo que sin duda tienes que hacer, y confiar en tus habilidades. Si llevo aquí tantos años debe de ser porque hay algo en mí que los equipos ven, y no sólo resultados. Este es el primer año en el que siento que empiezo con un paquete que me puede permitir pelear por ganar. En mis primeros años de MotoGP, cuando llegué, con una moto satélite era muy difícil estar en el podio, eran muy diferentes a las oficiales. Afortunadamente eso ha cambiado mucho a lo largo de los años, lo que pasa es que en esos años estaba en KTM desarrollando una moto y no estábamos preparados para pelear por una victoria. Hasta el último año, en el que terminé quinto en el campeonato con los mismos puntos que el cuarto, Dovi. Ahora me siento preparado para algo más, para aumentar mi nivel, la moto está donde me gusta, estoy siendo más rápido que nunca, incluso la Honda nunca había sido tan rápida en Qatar, y ha sido conmigo, y eso te hace sentir bien. Estoy preparado para lograr los resultados que me habría gustado conseguir cuando llegué a MotoGP.