Gaming Club
Regístrate
españaESPAÑAméxicoMÉXICOusaUSA
Silent Hill: The Short Message

Silent Hill: The Short Message

  • PlataformaPS55
  • GéneroAcción, Aventura
  • DesarrolladorHexaDrive
  • Lanzamiento01/02/2024
  • TextoEspañol
  • VocesInglés
  • EditorKonami

Review

Análisis de Silent Hill: The Short Message, un mal alumno de la escuela PT

La saga de terror de Konami regresa más década después con un experimento en primera persona que sale completamente gratis en PS5 y cuenta con la colaboración de Akira Yamaoka .

Actualizado a

Puedes matar al hombre, pero no a la idea. Nos guste o no, Hideo Kojima cambió la saga Silent Hill para siempre. Aunque Konami ya no quiera saber nada del desarrollador y haya ejecutado la orden 66 contra P.T., el juego que hoy nos presenta no existiría de no ser por aquel proyecto que acabó en divorcio. Silent Hill: The Short Message es la primera entrega de la serie en casi una década y demuestra que no basta con tener una fuente de inspiración, sino que hasta para beber de tus referentes hay que saber. De lo contrario corres el riesgo de ahogarte.

Para explicar nuestro problema con Silent Hill: The Short Message tenemos que hablar de sus orígenes (o lo que es lo mismo, de P.T.) y explicar por qué nos cautivó en su día aquel “Project Teaser” de Silent Hills que prepararon Guillermo del Toro, Hideo Kojima y Norman Reedus.

En verdad hubo muchos motivos. El primero, un diseño de niveles brillante. El juego apenas consistía en un pasillo que recorríamos una y otra vez, pero se las apañaba para ser más memorable y estar mejor aprovechado que muchos mundos abiertos de dimensiones descomunales. El segundo eran unos gráficos fotorrealistas y una ambientación aterradora. Sustos, sugestión y miedo.

El tercero, la imaginación y el ingenio que derrochaban sus puzles. Y el cuarto, una narrativa fascinante que nos tuvo varios días enganchados a foros y redes sociales en busca de teorías y respuestas. Años antes de invitarnos a “conectar el mundo” en Death Stranding, Hideo Kojima ya nos había unido a todos para tratar de descifrar P.T.

A aquella clase magistral de Kojima acudieron muchos alumnos y algunos de ellos aprobaron con nota y honraron a su maestro años después. Es el caso de Resident Evil y la demo del dedo, o de los magníficos Madison y Visage. Pero si también acudieron a la misma, los creadores de Silent Hill: The Short Message debieron sentarse en la última fila y además debieron estar de cháchara y sin tomar apuntes.

Esta entrega se empecina en que la resurrección será en primera persona o no será y propone recorrer otro laberinto de pasillos angostos y duración condensada (dos horitas). Cualquier otro parecido con P.T. termina ahí.

Silent Hill The Short Message
Ampliar

Ya no es sólo que en este nuevo capítulo los gráficos no impresionen y la ambientación carezca de fuelle, sino que la narrativa y las mecánicas no pueden ser ambas más simples y clasiconas. Vas en línea recta abriendo puertas y leyendo notitas. Explorar carece de alicientes o peligros. No funciona ni como walking simulator ni como juego de terror.

Los puzles han sido sustituidos por persecuciones a lo Outlast 2, pero resultan tan ridículas que pedimos perdón de antemano a los amigos de Red Barrels por la comparación (mención especial para la última fase, de las peor diseñadas que hemos visto nunca).

Es como si el proyecto lo apostase todo a su historia sobre el bullying y el suicido, la cual cuenta con un buen número de cinemáticas full motion video terriblemente actuadas. No dudamos de las buenas intenciones de la trama, pero es predecible y tiene la sutileza de un tyrannosaurus rex. Poco natural, cargante y de personajes y diálogos olvidables.

Silent Hill The Short Message
Ampliar

Al final del día, lo único rescatable del juego es el diseño y trasfondo del monstruo que nos persigue, la banda sonora (dos ámbitos en los que han colaborado Akira Yamaoka y Masahiro Ito, qué casualidad) y por supuesto, el precio. Silent Hill: The Short Message es completamente gratis.

El juego será exclusiva durante un año de PS5 y hay que tomárselo como lo que es, un campo de pruebas de Konami para foguear a sus jóvenes talentos, probar nuevos conceptos de cara al futuro y mantener posicionada la marca en la mente de los fans. Una demo que muchas desarrolladoras guardarían para sí y que aquí sirve como una conveniente bomba de humo ante el remake de Silent Hill 2, su polémico aspecto y la ausencia a estas alturas de una fecha de lanzamiento.

Silent Hill The Short Message
Ampliar

Conclusión

Dice el refrán que a caballo regalado no le mires el diente, pero cuando te entregan un pura sangre como Silent Hill, lo último que esperas es que vaya renqueante y tropezando con obstáculos invisibles. The Short Message quería ser una suerte de PT, pero lo único que copia con éxito de aquel es la cámara en primera persona. No da miedo, carece de puzles interesantes y tiene una de las persecuciones más ridículas de la historia. A pesar de sus buenas intenciones, a nivel narrativo es tan plano y predecible como a los mandos. No funciona ni como walking simulator ni como juego de terror. Y todo eso corriendo un tupido velo sobre el hecho de que de Silent Hill sólo queda ya el nombre (y puede dar gracias porque en caso contrario no se diferenciaría de un buen número de indies del género). Hay muy poco que rescatar de este experimento olvidable que nos lleva a pensar en otro refrán: mucho ruido y pocas nueces. A lo mejor es preferible no anunciar chorrocientas entregas de la saga y lanzar una sola que esté a la altura de su legado.

Lo mejor

  • Es gratis y está traducido al castellano.
  • El diseño del monstruo y el apartado sonoro (de Ito y Yamaoka).

Lo peor

  • La persecución final.
  • No puede ser más simple, corto y predecible.
  • La historia apunta a un buen tema, pero ejecuta fatal.
5

Mejorable

Puede tener elementos aceptables y entretener, pero en general es una experiencia que no dejará huella. Sólo recomendable en caso de sequía de este género de juegos.

Normas