King's Quest VII: The Princeless Bride
King's Quest VII: The Princeless Bride

King's Quest VII: The Princeless Bride - Capítulo V

Valanice ha caído en el torbellino que se llevó a su hija Rosella, pero el destino las ha separado y deberán encontrarse.

CAPITULO QUINTO. (No hay quinto malo, suele decirse. Es falso.)

El archiduque condena a Valanice a no poder salir de Falderán hasta que devuelva la luna a su posición habitual. Situación: coño, la acabo de detallar. Esto es ridículo.

Podéis mordisquear si queréis la Luna. Nadie más lo ha hecho antes, ni tan sólo los astronautas del Apollo XIII. Usando el pollo de goma en una rama del árbol, se puede catapultar la Luna hacia su posición habitual.

Situación: hay que ir a Uga Buga, última localización de Rosella. Para ello, dadle la Luna... estooo... la estatua mágica a la serpiente. Siguiendo su consejo, mezclad los pelos del conejoide (ved para ello dónde recuperásteis las gafas de la rata anticuario, carajo, como describo en el capítulo primero) con la pomada. Pero antes de untaros el cuerpo serrano con el ungüento, necesitáis ayuda para superar a la bestia del pantano.

Recoged la pluma que ha quedado del supuesto pollo de goma. Dirigíos a la roca con forma de cabeza durmiente, cercana a las estatuas, y usadla allí. La cabeza os indica qué hacer, de un modo digamos que poético.

Al otro lado del puente roto, hablad con el pajarillo que debe un favor a Valanice del capítulo tercero. Llenad la maceta de néctar, y vaciadlo en el jarrón con agujero de la estatua cercana. El río vuelve a fluir, Y Atis a su forma humanoide (es una deidad, postraos, mortales, o provocaréis su justa ira, y si no que se lo cuenten al "petit Buda"), arráncandole la estaca a Ceres, que continua sin sanar.

Ahora Valanice ya puede untarse el cuerpo serrano con la crema anti- lobo factor 2000. Y Atis se encarga de espantar al monstruo del pantano.

Situación: ya en Uga Buga, cerca de la trampa ósea donde estuviera atrapado Otar, la gata le cuenta qué debe hacer. Recuperar la cabeza de Drake, para sanar a éste y le pueda ayudar a alcanzar Etheria. Subid al castillo acalabazado por el montacargas, y recoged la tibia de la momia, que no le hace falta. Dádselo al perro huraño de la casa quemada. Éste os dará su collar. Dádselo a la plañidera de la cripta cercana, donde yace el cuerpo serrano de Drake. Volved al castillo, donde los chavales juegan con petardos, coged uno y metedlo en la cerradura de la puerta del panteón. Una vez dentro, abrid el sarcófago y recoged el cráneo. Salid afuera y usando el cráneo, que no la cabeza, parad al descabezado fantasma y desencantadlo, cual seguidor del R.M. este año. Le da una flauta y su caballo Necromancero (acaso Nicromante se me ocurre que fuera un traducción más adecuada al más que probable original Nicromancer).

Situación: Etheria. No sé qué hacer. Me lo temía. Ascended por el este hasta la gruta, pero que Valanice no se acerque a ella. Subidla al tronco, y que recoja ambrosía. Con ella, usadla sobre las mariposas o dragoncillos o ninfas aladas o yo-qué-leches-sé para escuchar las notas musicales. Id al Norte, tocad las siguientes cuerdas del arpa: 1- 5-6-4. Usad la bola para entrar en la sala de las parcas, o tejedoras del destino. Los reyes de Etheria están de viaje. Map, reina de los sueños, sabe dónde están.

Id a Uga Buga y que Valanice duerma la siesta en el ataúd del Doc. Map está congelada por lo que parece. De vuelta a Etheria, visita a las parcas, que le dicen que tal vez Ceres sepa cómo descongelar a Map (¿un microondas?).

Llenad de ambrosía la cornucopia de la estatua al otro lado del puente de arco-iris. Se llena de fruta. Coged una granada y dádsela a Ceres, que se recupera... ella, y el resto del bosque o selva. Tras preguntarle sobre Map, indica que un cristal con un rayo de sol sería la solución.

Pero deberá ir despierta. El cristal lo consigue Valanice de la lámpara del dormitorio de Valanice. Tras esconderse hasta que pase el peligro, entra en la cámara y lo recoge. Luego se dirige al templo maya y coloca el cristal ante "el sol" para capturar un rayo. Vuelve a Etheria y consulta a las parcas el tema del viaje. Éstas le dan un caza-fantasmas y le dicen que vaya a ver a su sobrino. Vive en la gruta, cerca del tronco y la ambrosía. Valanice, caza-fantasmas en ristre para capturar al guardián de la gruta, penetra en la morada del tejedor de sueños. Tras llamar su atención y conversar con él, le suministra una alfombra mágica con la que se va al mundo de los sueños. Una pesadilla la ataca pero la desarma usando el cazafantasmas. Luego cae al mar. Lo cruza. Entra en el templo y usa el cristal solar para descongelar a Map. Ésta le da una brida mágica. Tras volver a subir a la gruta del sobrino, usa la brida para capturar al "caballo blanco", que no es otro que el viento Sirocco, que la conduce al rey de los vientos (sic), Levante. Tras enviar a sus súbditos como emisarios para encontrar a los reyes de Etheria, estos son informados de los graves sucesos que aquejan a las tierras de sus vecinos, y a las propias, por la mala cabeza de Malicia.