CORONAVIRUS

Los pacientes con casos graves de COVID-19 pueden tener una inmunidad más fuerte

Científicos de instituciones estadounidenses y británicas han realizado un estudio que concluye que los pacientes con casos graves de coronavirus tendrían más inmunidad.

Los pacientes con casos graves de COVID-19 pueden tener una inmunidad más fuerte
CHRISTOPHE ARCHAMBAULT AFP

Investigadores del Instituto de Inmunología La Jolla (Estados Unidos), la Universidad de Liverpool y la Universidad de Southampton (Reino Unido) han desarrollado un estudio en el que han concluido que las personas que han padecido cuadros graves de coronavirus podrían tener más linfocitos T, unas células trascendentales en el proceso de inmunización de los organismos.

El codirector del estudio, Pandurangan Vijayanand, confirma esta conclusión en su publicación en la revista científica Science Inmunology. “Los datos muestran que los pacientes que han sufrido casos graves de coronavirus tendrían una inmunidad mayor ante futuras e hipotéticas reinfecciones”, indica.

Sin embargo, esta no era la hipótesis inicial. Los científicos esperaban encontrar más linfocitos T CD8+ en los pacientes con cuadros leves por la enfermedad, pues el organismo no había tenido que afrontar los graves síntomas del virus. Pero, las más de 80.000 células analizadas mediante un análisis transcriptómico unicelular de 49 personas mostraban lo contrario.

Para el estudio se han tomado muestras de 39 pacientes que habían padecido coronavirus y de 10 que no. De hecho, las de estos últimos se recolectaron antes de la pandemia. De los 39 pacientes enfermos, 17 no precisaron hospitalización, 13 fueron ingresados en camas convencionales y 9 en Unidades de Cuidados Intensivos.

Las respuestas más consistentes en las células T CD8+ eran las de los pacientes que más enfermos habían estado. Por ello, los investigadores quieren poner la atención en ver qué pasa con los linfocitos de los pacientes con cuadros leves, pues sus células sufren un “agotamiento” justificado en la alta estimulación recibida por el sistema inmunitario ante los ataques del SARS-CoV-2. “Es importante analizar este agotamiento, pues podría obstaculizar la capacidad de un organismo para crear inmunidad a largo plazo respecto a la enfermedad”.

¿Qué son los linfocitos T CD8+?

Los llamados linfocitos T citotóxicos (T CD8) realizan un papel clave en la protección de un individuo frente a los patógenos exteriores. Para que entren en juego tienen que ser activados por las células infectadas por el virus. Una vez que comienzan a funcionar se encargan de replicar células de memoria que permiten reconocer el virus que ha contagiado al organismo una vez que vuelva a intentar entrar e impedir una reinfección.