Deporte y Vida

NUTRICIÓN

Los secretos de la dieta vegana también en vacaciones

Los secretos de la dieta vegana también en vacaciones

Berlín, Los Ángeles, Varsovia y Londres se presentan como los mejores destinos para los veganos. Te contamos además como adaptar la cesta de la compra en verano.

En vacaciones todos cambiamos de destino, de hábitos, de casa… y es a veces complicado seguir una dieta, y dependiendo del país es incluso más complejos seguir una dieta vegana. ¿Qué hacemos en vacaciones?

Preguntamos a Cristina Rodrigo, portavoz de ProVeg España, quien nos cuenta los secretos de la dieta vegana también en vacaciones, para cuidar la alimentación, elegir el destino adecuado, no perder de vista los helados, incluso hacer la compra de la mejor manera. Incluso si te estás planteando hacerte vegano te contamos por dónde empezar.

¿Cómo se puede seguir una dieta vegana en verano?

Como en cualquier otra época del año. Principalmente consumiendo frutas y verduras de temporada, así como legumbres, cereales y frutos secos. Ahora que apetecen cosas más fresquitas, las legumbres las puedes consumir en forma de paté (como hummus) o de ensaladas. Los frutos secos son un buen snack para picar entre horas, cuando viajas o vas a la playa o montaña. Además, las frutas y verduras aportan una gran cantidad de agua que te ayudarán a mantenerte hidratado.

Es posible mantener la rutina cuando vas de vacaciones lejos de casa?

Afortunadamente, cada vez más restaurantes, bares y cafeterías ofrecen opciones 100% vegetales. Además, algunos de nuestros platos y tapas típicas ya son 100% vegetales o se pueden adaptar fácilmente, como el salmorejo, el gazpacho, las patatas bravas, la escalibada, el pisto…Aprovecha el verano para apostar por helados más saludables hechos solo de frutas, los tienen en la mayoría de heladerías, y tomarte una horchata fresquita.

¿Cuál sería el mejor destino para llevar este tipo de dieta?

Probablemente los mejores destinos del mundo, en cuanto a la cantidad y variedad de oferta de opciones 100% vegetales, sean Berlín y Los Ángeles. Varsovia y Londres también tienen un mercado de alimentación a base de plantas muy potente. En España, los mejores destinos son Barcelona, Madrid y Valencia. Como países, Tailandia y Malasia son ambos muy veg-friendly y puedes encontrar fácilmente opciones.

¿Cómo es la cesta de la compra perfecta para un vegano?

Como en cualquier cesta de la compa saludable, priman las frutas y verduras variadas y de temporada. Como aporte de proteína vegetal, es esencial incluir legumbres así como algún derivado de la soja como el tofu. También puede llevar alternativas vegetales a los lácteos, como leche de almendras o yogur de soja, frutos secos (como nueces, almendras,...) cereales integrales (arroz, pan…) y grasas saludables (aceite de oliva).

¿Se puede hacer un 'salto' si las circunstancias lo permiten y tras el verano volver?

En vez de ver el veganismo como algo restrictivo y lleno de normas, es importante verlo como una forma de defender tus valores cada vez que comes. Una forma de ser solidario, sostenible y saludable en cada comida. Y, con esto en mente, siempre intentar comer lo más vegetal posible. La doctora Melanie Joy, cofundadora de ProVeg, siempre defiende que hay que fomentar el “ser lo más vegano posible”. Esto significa que, en vez de verlo como blanco o negro y pasar de comer 100 % vegetal a comer carne a diario, es importante valorar los puntos intermedios. De este modo, si crees que no vas a poder llevar una alimentación 100 % vegetal, siempre puedes intentar comer “lo más vegano posible”. Y probablemente, haciendo esto, quizás no comas 100 % vegetal, pero sí un 80 %.

¿Cómo podemos empezar a llevar una dieta enfocada al veganismo?

Cada persona tendrá un camino diferente y cada paso hacia una alimentación vegetal es importante y valorado positivamente. Puedes empezar cambiando las hamburguesas de carne por unas 100 % vegetales hechas a base de legumbres, y/o los lácteos por sus alternativas vegetales. También puedes optar por comer un día (¡o más!) 100 % vegetal a la semana, o empezar por hacer una comida 100 % vegetal cada día. El objetivo es llevar una alimentación lo más vegetal posible. Si todas las personas hiciéramos esto, el impacto medioambiental y en las vidas de los animales sería enorme.

0 Comentarios

Mostrar