NBA | RESUMEN DE LA JORNADA

En el último suspiro: Ricky y Juancho acaban con los Suns

Una última jugada entre ambos españoles decidió para los Wolves. Atlanta sigue con su buena racha. Además, victorias de Knicks y Blazers.

Juancho Hernangómez, durante un partido de la NBA con Minnesota Timberwolves.
JAVIER ROJAS EFE

WASHINGTON WIZARDS 131 - 122 UTAH JAZZ

Los Wizards pasan por encima de los Jazz con un triple-doble de Westbrook y 43 puntos de Beal, una nueva actuación con números de videojuego. Consulta la crónica aquí.

ATLANTA HAWKS 116 - 93 OKLAHOMA CITY THUNDER

La combinación Trae Young y Bogdan Bogdanovic se encargó de encabezar el ataque balanceado de los Hawks, que se impusieron a los Thunder y alargar su racha ganadora a siete triunfos consecutivos. Ambos jugadores anotaron 23 puntos cada uno y los Hawks siguen sin conocer la derrota bajo la dirección del entrenador interino Nate McMillan, quien ocupó el puesto dejado vacante por Lloyd Pierce, que fue despedido el pasado 2 de marzo. Los Hawks han ganado siete seguidos por primera vez desde el 28 de diciembre del 2016 al 10 de enero del 2017. El equipo de Atlanta se puso con la mayor ventaja de 27 puntos al final del tercer cuarto con un triple de Bogdanovic y nunca dejaron que el Thunder se acercara a menos de 17 tantos en la segunda mitad. Bogdanovic, quien jugó 29 minutos en un papel de reserva, anotó un récord de temporada. Atlanta lideró el medio tiempo 61-41 detrás de 17 puntos de Young, quien se fue 6 de 8 tiros de campo en los primeros dos cuartos. Encestó un par de tiros libres al final del segundo para darle a los Hawks su primera ventaja de 20 tantos. Los titulares del Thunder, Shai Gilgeous-Alexander y Al Horford, hicieron un combinado de 3 de 18 tiros de campo en la primera mitad, dejando al equipo sin ninguna opción al triunfo. Young no jugó en el último cuarto ya que McMillan le dio descanso y minutos a Rajon Rondo, que acabó con 8 puntos, 4 asistencias y 3 robos. Los Hawks tomaron su primera ventaja de dos dígitos en 17-6 con un tiro en suspensión de línea de fondo del escolta Tony Snell a mitad de la primera. Young y Bogdanovic anotaron sendos triples cada uno para cerrar una racha de 18-2 y poner el marcador parcial de 25-8 en la marca de 4:04 minutos por jugarse del primer cuarto. John Collins terminó con 19 puntos y Atlanta superó en rebotes a los Thunder en rebotes 47-36 y tiros de campo (55%). Clint Capela, de los Hawks, tuvo ocho puntos y ocho rebotes en su regreso de una ausencia de dos partidos con dolor en el talón izquierdo. Los Hawks (21-20) siguen terceros en la División Sureste y sextos en la Conferencia Este. Gilgeous-Alexander, con 19 puntos, fue el líder de los Thunder, que bajaron su marca a 17-24, mientras que Horford acabó con 11 tantos. Horford jugó 25 minutos en los que anotó 3 de 13 tiros de campo que no impidieron la derrota los Thunder (17-24), la segunda consecutiva y la tercera en los últimos cuatro partidos disputados.

NEW YORK KNICKS 94 - 93 ORLANDO MAGIC

Julius Randle aportó 18 puntos, 10 rebotes y 17 asistencias y 10 rebotes que ayudaron a los Knicks a vencer por 94-93 a los Magic, que sufrieron su novena derrota consecutiva. El triple-doble fue el tercero de Randle en lo que va de temporada y los Knicks se pusieron con marca de 21-21 tras haber perdido los dos partidos anteriores que disputaron frente a los Nets y los Sixers. Randle tiene nueve triples-dobles en sus siete años de carrera en la NBA y se convirtió en el primer jugador de los Knicks con tres o más en una temporada desde que Micheal Ray Richardson tuvo siete en la de 1981-82. Alec Burks anotó 21 puntos como segundo máximo encestador de los Knicks, mientras que Reggie Bullock llegó a los 20 tantos. Otros dos jugadores más de los Knicks, el alero canadiense RJ Barrett y el base francés Frank Ntilikina, también superaron la barrera de los 10 tantos al conseguir 17 y 13, respectivamente. Evan Fournier acabó con 23 puntos como líder de los Magic, pero sufrió en los últimos segundos la pérdida del balón, que le robo Bullock y dejó al equipo de Orlando si la opción al triunfo. Nikola Vucevic y Aaron Gordon tuvieron 17 puntos cada uno con Orlando, que tampoco impidieron la derrota de los Magic (13-27). Los Knicks estaban escasos de personal ya que Elfrid Payton (distensión del tendón de la corva derecho), Derrick Rose (protocolos de salud y seguridad derivados del coronavirus), Austin Rivers (razones personales) e Immanuel Quickley (dolor en el tobillo izquierdo) no estaban disponibles, lo que significaba que todos los ingredientes estaban dentro del Madison Square Garden para un partido tenso de ida y vuelta. Los Knicks tenían una ventaja de 69-54 después de la bandeja de Randle con 3:03 por jugarse en el tercer cuarto, y parecía listo para asegurar la victoria. Sin embargo, Orlando tuvo una carrera de 21-5 que abarcó el resto del tercero y los primeros 2:06 del cuarto para tomar una ventaja de 74-75 sobre un triple de Fournier. Los Knicks recuperaron la ventaja con 80-75 después de que Bullock y Burks anotaron triples en posesiones consecutivas. La ventaja duró poco más de un minuto ya que los Magic lograron racha de 10-0 y volver a estar arriba en el marcador con cinco tantos. Pero Randle y la defensiva de los Knicks pondrían fin a la caída de Nueva York. El alero All-Star ayudó o anotó 8 de los 9 puntos de Nueva York en los últimos 5:38 minutos y aseguró la victoria.

PHOENIX SUNS 113 - 123 MINNESOTA TIMBERWOLVES

Anthony Edwards se mantuvo en racha con su mejor muñeca y aportó 42 puntos, su mejor marca profesional, y Karl-Anthony Towns encestó otros 41 tantos que ayudaron a los Timberwolves a ganar a domicilio a los Suns. La victoria de los Wolves (10-31), últimos de la Conferencia Oeste, volvió a generar la gran sorpresa de la jornada ante los Suns que habían llegado al partido como los líderes de la División Pacífico. Pero la inspiración encestadora de Edwards y Towns hizo la diferencia, al igual que los 14 tantos, incluido el mate a falta de 2.5 segundos del partido a pase de Ricky Rubio, que aportó Juancho Hernangómez, con el que selló la victoria de los Timberwolves. El equipo de Minnesota utilizó la combinación dominante Edwards y Towns para completar una remontada en el último cuarto que les dejó con el tercer triunfo en los últimos cinco partidos que han disputado desde el descanso del Fin de Semana de las Estrellas. Los Timberwolves todavía tienen el peor récord de la NBA, pero han jugado mucho mejor durante las últimas dos semanas. Edwards y Towns llevaron a Minnesota al triunfo con anotaciones permanentes y desde cualquier posición. Después del partido, Edwards regaló su camiseta a su "hermano de sangre" que estaba en el encuentro y le dio sus zapatos a otros aficionados. Edwards, quien fue la primera selección general de Minnesota el pasado sorteo universitario, acertó 15 de 31 tiros de campo. Towns fue aún más eficiente, acertando 15 de 24 tiros, incluidos 5 de 7 triples, además de quedarse a las puertas de un triple-doble tras capturar 10 rebotes, repartir ocho asistencias y recuperar un balón. Fue apenas la segunda vez en la historia de la franquicia de Minnesota que dos jugadores anotaron 40 puntos en el mismo juego. Estos fueron los tipos de actuaciones que los Timberwolves imaginaron cuando seleccionaron a Edwards, quien tiene un gran estilo y poder atlético a la hora de realizar los mates, algunos de los cuales fueron de lo más destacado durante el partido ante los Suns. Edwards, en los últimos cinco partidos ha conseguido un promedio de 30,6 puntos. Mientras que Hernangómez acabó como el sexto jugador de los Timerwolves tras anotar 5 de 11 tiros de campo, incluidos dos triples de cinco intentos, y 2-4 desde la línea de personal en los 22 minutos que disputó. Su compañero y compatriota, Ricky Rubio, que volvió a Phoenix para enfrentarse a su exequipo de la pasada temporada, cumplió con 6 puntos al anotar 1 de 5 tiros de campo, falló un intento de triple, y acertó 4-4 desde la línea de personal. Devin Booker lideró a los Suns con 35 puntos tras anotar 13 de 22 tiros de campo, y seis asistencias, pero el equipo de Phoenix (26-13) perdieron el liderato de la División Pacífico, que ahora vuelven a ocupar Los Angeles Lakers y bajaron también al tercer puesto de la Conferencia Oeste. Chris Paul y Mikal Bridges anotaron 17 tantos cada uno con los Suns.

PORTLAND TRAIL BLAZERS 101 - 93 NEW ORLEANS PELICANS

Damian Lillard volvió a ser una máquina de hacer puntos y con 36 lideró a los Blazers, que vencieron por 101-93 ante los Pelicans. Lillard, que anotó 21 puntos en el primer cuarto y acabó el partido con seis triples, también logró 6 rebotes, pero no repartió ninguna asistencia y perdió 7 balones. El martes, Portland estaba por detrás de Nueva Orleans por 17 puntos a mitad del último cuarto, pero recuperó la desventaja y lo ganó con los tiros libres de Lillard cuando quedaban 1,2 segundos para el final. Lillard terminó el partido con un doble-doble de 50 puntos y 10 asistencias, el máximo de la temporada, y acertó 18 de 18 desde la línea de personal. El jueves retomó donde lo dejó, con 15 de los primeros 20 puntos de los Trail Blazers. Logró cinco de sus seis triples en el primer cuarto cuando Portland construyó una ventaja de 31-23 que sería clave. Lillard tiene más de 16.000 puntos como profesional, uniéndose a Kevin Durant y LeBron James como los únicos jugadores con tantos puntos en sus primeras nueve temporadas en la NBA. Mientras que el entrenador de los Trail Blazers, Terry Stotts, está a dos victorias de la número 500 de su carrera. El pívot turco suizo Enes Kanter mantuvo su condición de líder en el juego interior al aportar un doble-doble de 16 puntos, 13 rebotes y dos recuperaciones de balón. Carmelo Anthony llegó a los 15 tantos, además de capturar 2 rebotes y repartir 2 asistencias que ayudaron al triunfo de los Trail Blazers (24-16), que volvieron a empatar con los Nuggets, que descansaron en el segundo puesto de la División Noroeste y en el quinto lugar de la Conferencia Oeste. Zion Williamson también brilló en el juego individual al conseguir un doble-doble de 26 puntos y 10 rebotes que le permitieron estar al frente del equipo de Nueva Orleans. Zion consiguió su décimo doble-doble de la temporada para Nueva Orleans, pero no fue suficiente a la hora de evitar la derrota, la segunda consecutiva, que le costó bajar a 17-24 su marca global. Tampoco los 19 tantos que aportó Brandon Ingram ni los 15 de Lonzo Ball, que también dio ocho asistencias y capturó cuatro rebotes. Willy Hernangómez no jugó con los Pelicans por decisión del entrenador Stan Van Gundy.

LOS ANGELES LAKERS 116 - 105 CHARLOTTE HORNETS

Los Hornets, uno de los equipos más divertidos de la temporada, no pudieron con LeBron, que se fue a 37 puntos y dominó el partido a su antojo. Consulta la crónica aquí.