NBA | RAPTORS 136 - WOLVES 127

Los imbatibles Raptors amargan el debut de Russell en los Wolves

El ritmo de crucero de los de Toronto continúa con su 15ª victoria seguida, otra vez con varias bajas sensibles. Debut de D'Angelo. Juancho, 15+5.

Toronto Raptors siguen con su racha de victorias. Ya van 15 y hace tiempo que batieron el récord de la franquicia. Si ganan mañana en Brooklyn igualarán la mejor marca de triunfos seguidos antes de un All Star, en manos de los Lakers de la 90-91. Les quedan 28 partidos de liga regular y es imposible que ganen todos, pero lo cierto es que ahora mismo es difícil discernir cómo puede llegar esa derrota. En su clásica lista de bajas diarias esta vez estaban Marc Gasol y Norman Powell y, como novedad, Serge Ibaka con síntomas de gripe. Salió en su lugar Rondae Hollis Jeferson, que está jugando de media 19 minutos, metiendo 7 puntos y robando menos de un balón por partido. Anoche estuvo más de 33 en pista consiguiendo 21 tantos y 3 robos (además de 6 rebotes). En resumen, que salga quien salga siempre parece que están jugando los titulares.

Precisamente los cinco que empezaron el partido son lo que lo ganaron. 123 de los 137 puntos fueron de un quinteto que logró un récord de anotación para la franquicia canadiense y que salvó el mal día de los suplentes, que perdieron el enfrentamiento contra sus iguales de los Wolves por 14-42. Unos datos que nos llevan a fijarnos en el equipo que inició con los de Minnesota y que claramente no estuvo a la altura de sus rivales. Si el problema fue estructural o simplemente se debe al poco tiempo que llevan jugando juntos es una cuestión que aún no se puede responder. Comenzaron el partido con los visitantes tres hombres que hace una semana no estaban en la plantilla. Juancho (15+5) y Beasley (15+4) ya estuvieron en la sorprendente victoria sobre los Clippers. D'Angelo Russell, la nueva esperanza de la franquicia, sí que hizo su debut en Toronto, con 22 puntos y muy buenos porcentajes (7/12 en tiros, 4/5 en triples), 5 asistencias y 6 pérdidas de balón.

Enfrente, con cuatro titulares por encima de los 20 puntos, no supieron como responder al reto. Sobre todo cuando en el tercer cuarto encajaron un parcial de 32-19. Para entonces el partido ya era un disparate a la hora de cuidar la posesión: al final acabaron con 23 pérdidas los Wolves y 20 los Raptors. Los visitantes hicieron un último esfuerzo al comenzar el último periodo con un parcial de 2-12 que les dejó a dos puntos a falta de 9 minutos (108-106). No sabían entonces que ese iba a ser el empujón final que no les iba a quedar ninguno más en la recámara. Los locales se escaparon sin remedio. El hombre del partido, aparte del máximo anotador Siakam (34+6+5) fue O.G. Anunoby. El inglés llegó a su récord de anotación e igualó el de rebotes (25+12 con 3 robos) logrando el primer partido de su carrera en 20+10. Cuando el alero llega a la veintena de puntos los Raptors no pierden (4-0). A él se refería Siakam, sabiendo de la importancia que puede suponer de cara a playoffs si da definitivamente ese paso adelante que de momento está demostrando a cuentagotas: "La mayoría del tiempo ves como piensa demasiado y no juega con libertad. Tienes que hacerlo de forma simple y él lo ha hecho esta noche".