Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Fórmula 1
  • Premier League
  • Serie A
  • Bundesliga
  • Ligue 1
  • Supercopa
  • Liga Portuguesa
  • Liga Holandesa
LaLiga Santander
Levante Levante LEV

-

Eibar Eibar EIB

-

LaLiga SmartBank
Rayo Rayo RAY

-

Almería Almería ALM

-

Serie A
Milan Milan MIL

-

Inter Inter INT

-

Liga Portuguesa
Liga Holandesa
Sparta de Rotterdam Sparta de Rotterdam SPR

-

Waalwijk Waalwijk WAA

-

Groningen Groningen GRO

-

Zwolle Zwolle ZWO

-

Willem II Willem II WII

-

VVV-Venlo VVV-Venlo VVV

-

Vitesse Vitesse VIT

-

Fortuna Sittard Fortuna Sittard FSI

-

ANÁLISIS

Pesic cambia la inercia: 6-2 contra Laso desde su regreso

Pesic cambia la inercia: 6-2 contra Laso desde su regreso

JAVIER LIZÓN

EFE

4-1 esta temporada para el Barcelona ante el Real Madrid. En las cuatro derrotas, el equipo blanco cae a 77 puntos y 74,5 de valoración media.

Por pura necesidad, el Barcelona volvió a ponerse la pasada temporada en manos de Svetislav Pesic, el veterano técnico (cumplirá 70 años en agosto) que es una institución en el baloncesto europeo: campeón del mundo y de Europa y con la antigua Yugoslavia y de Europa con Alemania, tiene además la Euroliga como jugador, con el Bosna de Sarajevo, y como entrenador, con el Barcelona, al que guio al primer título de su historia en una competición que siempre le había resultado esquiva. Fue en el Palau Sant Jordi, en 2003, un año antes de dejar un club al que volvió de forma oficial el 9 de febrero de 2018. Nueve días después, un Barça que había cogido a la deriva ganó la Copa del Rey.

Entre rumores que cuestionaban su continuidad incluso a medio plazo, y con la muy alargada sombra de Sarunas Jasikevicius rondando el Palau, Pesic ha trabajado en uno de los tramos más difíciles de la historia moderna del Barcelona, que solo había ganado una Supercopa en las temporadas 2015-16 y 2016-17, en las que cedió totalmente terreno ante el Real Madrid de Pablo Laso, el encargado de certificar el fin de una era Xavi Pascual (2008-2016) en la que (2010) llegó la segunda Euroliga de la entidad. Tras una temporada de Georgios Bartzokas y apenas unos meses de Sito Alonso, Pesic volvió al equipo catorce años después de su salida.

Con él, el Barcelona ha ido dando pasos en la dirección correcta: ha ganado las dos Copas que ha disputado, ambas en finales contra el Real Madrid. Este año ya está clasificado para los cuartos de final de la Euroliga, algo que el club no pudo conseguir en los dos anteriores, los primeros con el actual formato de competición (fase regular de 30 jornadas, todos contra todos). Y tiene al Barça líder de la Liga Endesa, con dos partidos y el averaje de ventaja con respecto al Real Madrid con solo diez partidos por jugar.

Por ahora, Pesic se le atraganta a Laso

Desde luego, es muy pronto para hablar de cambio de ciclo en el baloncesto español porque el Real Madrid es vigente campeón de Supercopa, Liga y Euroliga, pero al menos Pesic ha frenado una inercia que también separaba a ambos en los cara a cara: en ocho desde su llegada, el Barcelona domina 6-2 al Real Madrid, 4-1 esta temporada en la que los azulgrana han ganado la final de Copa, los dos partidos de fase regular en Liga y uno de los dos en Euroliga.

Laso va camino de completar su octava temporada, y el duelo de ayer en el WiZink fue el número 600 para él como entrenador del Real Madrid. En ese tiempo ha ganado 16 títulos (2 Euroligas, 4 Ligas, 5 Copas, 4 Supercopas y 1 Intercontinental) y ha disputado 23 finales sobre 31 posibles. Durante ese tiempo, el Barça solo ha ganado siete y no se lleva la Liga desde 2014 y la Supercopa desde 2015. Las dos Copas de Pesic han frenado lo que empezaba a ser una sangría para los azulgrana, que ceden ahora 6-9 en finales disputadas contra el Madrid del técnico vitoriano. Ese dato, claro, era 4-9 hace poco más de un año. El Real Madrid solo ha perdido con el Barça el total de títulos de una temporada en la primera de Laso: Supercopa y Liga culé por Copa para los blancos. Además, en las tres últimas campañas y media el Madrid ha jugado seis finales contra su gran rival y ha ganado cuatro, todas menos las dos últimas Copas. Las dos ganadas por Pesic.

En duelos cara a cara, ese 6-2 de Pesic a Laso supone un 75% de triunfos que contrasta con lo que acabó siendo casi un 58% de victorias de Laso contra Pascual en duelos Madrid-Barcelona (26-19 en 45 totales). Entre la de Pascual y la llegada de Pesic, Bartzokas y Sito no lograron ningún gran éxito colectivo aunque más o menos mantuvieron el tipo contra el Madrid: 3-2 para Laso en cinco duelos contra el griego y 1-1 frente al técnico madrileño que ahora dirige el UCAM Murcia. Si se suman todos los partidos, Laso lleva

Curiosamente, si se suman todos los partidos desde que Laso contra el Barça desde que entrena al Madrid, son 60 de los 600 totales. De ellos, ha ganado 32 y ha perdido 28. La inercia actual contrasta con la temporada 2014-15, cuando la diferencia tocó techo a favor de un Real Madrid que ganó todos los títulos y que se llevó 7 de 9 enfrentamientos directos con el Barcelona.

El último partido entre los dos grandes del baloncesto español, ayer domingo en Liga, evidenció que el Barcelona (que ha ganado los tres últimos, uno en cada competición: Copa, Euroliga y Liga) le ha empezado a tomar la medida al Real Madrid, algo que corroboró el propio Jaycee Carroll: “Parece que han encontrado el secreto para ganarnos”, aseguró el escolta, que incidió en algunos aspectos que también había subrayado Laso, que habló de más intensidad y energía de un rival que está consiguiendo llevar los partidos a su terreno y a su ritmo, y que ganó a pesar de las bajas de Hanga y Seraphin. La sensación en los últimos enfrentamientos es que los jugadores de la plantilla azulgrana funcionan mejor en los dos lados de la pista, ataque y defensa, algo que personifican jugadores como Heurtel o un Claver que está haciendo partidos muy completos contra los blancos.

Caen las estadísticas del Real Madrid

En Liga y Euroliga, el Real Madrid tiene números muy similares: en la competición doméstica anota 88,6 puntos de media y en Europa, 86,3. En las cuatro derrotas ante el Barcelona se ha quedado en 77 de media, incluido un partido con prórroga en la final de Copa, y en tres de ellos no ha pasado de 76 puntos. En valoración, baja de una media de 105 a 74,5. En los cuatro partidos ha perdido el rebote, y lo ha hecho por un -26 total. Además, ha capturado casi 6 menos de su promedio, que también se hunde en el ratio entre asistencias y pérdidas: de +6,4 a +2,7. Es decir, en esos cuatro duelos perdidos el Real Madrid solo da 2,7 asistencias por cada pérdida. En números totales, 15,7 y 13 de medias en las derrotas contra el Barça.

Si se añade el quinto duelo de la temporada, un clarísimo 92-65 para el Real Madrid en Euroliga, el Barça domina en marcador medio (80,8 a 80) y en promedio de valoración (88,4 por 82,8). Pesic consigue que el Madrid no corra en transición, lo que es una obsesión para el serbio, y que no sea ni muy productivo en el pick and roll frontal ni muy efectivo desde la línea de tres, donde los de Laso bajo cinco puntos porcentuales contra los azulgrana: 38,7% en Euroliga, 37% en Liga y poco más de un 32% en las cuatro derrotas del curso ante el Barça.

Real Madrid y Barça han jugado cinco partidos esta temporada. Podrían no verse más las caras... y también podrían jugar un número de partidos que puede oscilar de uno (si se cruzaran solo en la Final Four de Vitoria) a un máximo de diez, con dos eliminatorias completas a cinco partidos en Euroliga (opción poco probable pero todavía no imposible) y playoff de la Liga Endesa. Esos dos títulos, los principales de la temporada, siguen en juego. Así que es pronto para sacar grandes conclusiones. Pero parece claro que si se vuelven a ver las caras, Laso y el Real Madrid tendrán más motivos para estar preocupados que antes del regreso al banquillo del Barça de Svetislav Pesic.