Problemas judiciales

La oferta que habría hecho Kiko Jiménez al policía que le denunció

Según LOC, su abogado habría ofrecido al letrado del agente un 'bolo' televisivo y dinero para la Policía Local de Marbella.

La oferta que habría hecho Kiko Jiménez al policía que le denunció

Según apunta LOC, el concursante de GH habría hecho una oferta económica al policía que lo denunció este pasado verano por una agresión en Marbella.

Los hechos tuvieron lugar el pasado 3 de agosto en Marbella cuando Kiko Jiménez y su novia Sofía Suescun se encontraban en su vehículo cuando la Policía Local de Marbella les dio el alto en un control, acto seguido según la declaración de los agentes, Kiko trató de saltarse dicho control hasta que finalmente los policías lograron que parara su coche.

Según el medio citado, el abogado del concursante de GH VIP, Nacho Toledano, habría ofrecido una oferta al letrado del policía para que este retirara la denuncia que interpuso contra él. Dicha oferta, que ha sido rechazada por el policía, consistía en bolo televisivo para el agente y dinero destinado a la Policía Local de Marbella.

Le han ofrecido a su abogado hacer un bolo en televisión y que el policía y Kiko hagan las paces en un programa. También dinero para la Policía Local de Marbella. Lo ha rechazado el agente porque él lo que quiere es que se haga justicia y no quiere ser un titiritero. Está muy dolido por cómo le trató aquella noche y por las críticas que recibió en los días posteriores. Le ha sorprendido que el abogado de Kiko le haya planteado eso y lo que denota es que ese chico vive fuera de la realidad. Si quieren que el policía les retire la denuncia es porque saben perfectamente que lo tienen perdido”, ha contado la fuente citada por ‘Loc’.

Informe Policial

Según aclara la versión policial, el día de los hechos, el agente se encontraba realizando un control en las inmediaciones de las instalaciones del complejo del festival Starlite, cuando apareció un Mercedes con cuatro personas dentro. El policía les indicó que siguieran la marcha puesto que debían de dejar el carril vacío para que pudiera salir un camión de gran tonelaje.

Tras las indicaciones del agente, según cuenta el informe, Kiko les respondió de la siguiente manera: "Soy un personaje público, soy íntimo amigo de la dueña de Starlite y voy a entrar por aquí", antes estas declaraciones, el policía les volvió a indicar que abandonaran el carril, pero Kiko se negó e insistió en entrar al local por dicha entrada.

Ver esta publicación en Instagram

Y hoy ponemos fin a esta increíble y espectacular edición de #StarliteFestival con nuestra #ClosingParty 🎉

Una publicación compartida de Sandra García-Sanjuán (@sandrastarlite) el

Ante la actitud del concursante de Gran Hermano, la policía les exigió la documentación, momento en el que Kiko aceleró y se dio a la fuga hasta que minutos más tarde una patrulla lograra interceptarles.

Una vez interceptados, la pareja según el informe se mostró desafiante e incluso “amenazaron con grabar un directo para Instagram”, y se negaron a aportar su identificación. El informe también apunta a que Kiko echó el humo de su cigarro en la cara del agente buscando su provocación.

Sofía que también se encontraba bastante alterada, vertió las siguientes palabras sobre el agente: "Mañana se va a enterar toda España en Telecinco de la mierda de policía que tiene Marbella, dirigiéndose personalmente al agente y diciéndose '¿a ti qué te pasa, que follas poco y no tienes nada más que hacer".

Fue en ese momento cuando el policía agarró a la pamplonesa para introducirla en el vehículo policial cuando se produjo la agresión. Kiko le propinó un fuerte codazo al agente, iniciando un forcejeo en el que ambos terminaron en el suelo, dejando las siguientes lesiones sobre el policía según un parte de lesiones: cervicalgia, dorsalgia y lumbalgia postraumática. Tras esto, se procedió a la detención del jienense

Ahora Kiko en caso de salir condenado se podría enfrentar a una pena de uno a cuatro años y una multa de tres a seis meses, según se recoge en el Código Penal.