Rumores

La crisis de pareja de Bradley Cooper e Irina Shayk que acabaría con su relación

La prensa estadounidense asegura que la pareja estaría viviendo una tormenta definitiva meses después del revuelo que causó la actuación del actor con Lady Gaga.

La crisis de pareja de Bradley Cooper e Irina Shayk que acabaría con su relación

Bradley Cooper e Irina Shayk están viviendo una nueva crisis de pareja tan solo unos meses después de la comentada actuación del actor en la ceremonia de los Oscar junto a Lady Gaga. Su participación en la película 'Ha nacido una estrella' y su envidiable sintonía provocaron un sinfín de rumores que especulaban con un posible romance entre ambas estrellas y que terminaría definitivamente con la historia de amor de Cooper y la modelo.

Desde ese emotivo momento que tantos comentarios dejó en las redes sociales, muchas han sido las voces que ponían en jaque una de las parejas con más repercusión mediática en los Estados Unidos. Y este lunes ha sido el portal estadounidense PageSix el que basándose en una fuente del entorno de la pareja, ponen en tela de juicio la relación que mantienen a día de hoy.

kw4_2489_2019022470524157.jpg

"Las cosas no están bien entre ellos. Ninguno de los dos es feliz con esta situación y su relación ahora mismo pende de un hilo", aseguró la fuente, que añadió además que "si todavía no se han separado es por la niña". Y es que Bradley Cooper e Irina Shayk están juntos desde 2015 y en 2017 vieron nacer a Lea De Seine, que acaba de cumplir dos años y no quieren que sus disputas puedan hacerle sufrir.

Según las declaraciones citadas por el mismo medio, las cosas entre ambos no habrían estado bien desde la mencionada gala de los Oscar. Los rumores provocaron una tormenta mediática difícil de lidiar, sobre todo para la modelo y expareja de Cristiano Ronaldo. Incluso la propia Lady Gaga tuvo que zanjar las habladurías asegurando que no había absolutamente nada entre ellos.

"La gente vio que había amor entre nosotros. ¿Pero sabéis qué? Que eso es justamente lo que queríamos que vieran", afirmó en una entrevista días después de su actuación. Por su parte, tanto Cooper como Shayk prefirieron no realizar ningún comentario y esquivaron las preguntas, especialmente Irina tras acudir sola a la pasada Met Gala.

"Evidentemente, ninguno de los dos quería romper durante la promoción de 'Ha nacido una estrella', porque esa publicidad habría sido nefasta para la película. Pero ahora que eso ha terminado cualquiera sabe qué puede pasar", continúa la fuente dando a entender que salvo una sorpresa mayúscula, tan solo es cuestión de tiempo que dos de los rostros más destacados finiquiten su relación cuatro años después de su comienzo.