EN EL JUICIO

Un presunto yihadista culpa a José Coronado de su detención

El presunto líder de una célula yihadista desarticulada en 2015 en el barrio de El Príncipe de Ceuta ha dicho que está acusado por culpa del actor.

Farid Mohamed Al Lal y José Coronado. Fotos Twitter

Farid Mohamed Al Lal, el presunto líder de una célula yihadista desarticulada el año pasado en el barrio de El Príncipe de Ceuta, se ha enfrentado hoy a su primer día de juicio en la Audiencia Nacional y ha señalado a José Coronado como el culpable de su detención.

El acusado se enfrenta a una condena de doce años y medio de cárcel y fue detenido junto a otras cinco personas por las que el fiscal solicita dos años menos. Se trata de dos hermanos suyos, otra pareja de hermanos y otro sexto individuo.

 

¿Por qué acusa al actor?

José Coronado, era uno de los actores protagonistas de la serie de Telecinco que lleva el nombre de la barriada ceutí donde la célula fue desarticulada, y según Farid Mohamed Al Lal el hombre que le ha llevado a donde está.

De acuerdo a su testimonio, Coronado fue insultado por un amigo suyo, por su papel como agente de policía en la serie, y el actor le contestó diciendo que estaría preso antes de que terminara la emisión de los capítulos.

Además, el presunto líder de la célula ha ido más allá afirmando que el actor estuvo presente en su detención junto a otra de las grandes protagonistas de la serie, la actriz Hiba Abouk. Según ha relatado, Coronado le pegó dos puñetazos mientras que la actriz interpretó el papel de secretaria judicial.

Finalmente, el acusado también ha declarado que durante el período que lleva en prisión ha intercambiado correspondencia con Coronado.


Niega ser terrorista

Por otra parte, Farid Mohamed Al Lal también ha negado que ni él ni los otros cinco detenidos sean terroristas. Como alegato ha usado un curioso argumento: ha dicho que ve porno.

Sin embargo, se ha declarado simpatizante del Estado Islámico y ha justificado algunos atentados como el 11S o la defensa de Siria frente al “tirano Bashar Al Asad”, no así los de España aunque comprende que puedan ocurrir.

Por otra parte, Farid Mohamed Al Lal, también ha justificado las imágenes encontradas en su ordenador de decapitaciones comentando que “veía que morían sonriendo y flipaba con ello”.

 

Los otros acusados

Los hermanos de Farid Mohamed Al Lal también han negado ser terroristas, uno de ellos llamado Mohamed diciendo que su vida se centra en su trabajo y en sus tres hijos y el otro, de nombre Yunes, recordando que fue militar español y que se vio forzado a dejarlo por un accidente de tráfico.

Finalmente, la otra pareja de hermanos y el sexto acusado también han desmentido lo mismo contradiciendo las acusaciones de la Fiscalía.