El Atlético pareció más pendiente de cerrar que de crear

En un encuentro donde los rojiblancos dieron la sensación de jugar con la calculadora en el bolsillo, en un partido que fue como un regreso al pasado, con su 4-4-2 en bloque bajo, en un partido que se fue más precavido que atrevido, los del Cholo perdieron justamente ante el Milan. En pocos momentos del partido se vio al equipo cómodo, daba igual en una salida limpia de balón ante la presión de los italianos, que en la creación de fútbol en tres cuartos, el Atlético siempre se quedó a medio camino y superado en la mayoría de los duelos. Es difícil explicar que con el talento de los futbolistas puestos por Simeone, se crease tan poco peligro.

Sumar a los Suárez, Griezmann, Carrasco, Lemar, De Paul, Koke o un Llorente que de lateral mina su potencial, debe de ser sinónimo, como muchas otras veces hemos visto, de inquietar al rival. Pero la sensación que nos quedó es que el conjunto fue prisionero de un guión más pendiente de cerrar que de crear, dónde Luis Suárez se convierte en una víctima más que en una solución. Es cierto que en muchas ocasiones dio resultado y que a lo mejor esta temporada con tantos partidos y ante muy buenos equipos, cuesta más trabajo conseguirlo. Esas dudas no las va a ver en la final de O Dragao, donde no queda otra que ir a por la victoria. Y con el talento que tiene esta plantilla, no tengo dudas de que se encontrarán más cómodos y con las ideas más claras.