Modric se gana a pulso un respiro

Un montón de partidos después y con un puñado de minutos en el zurrón Modric tuvo que sacar la bandera blanca y Zidane le concedió un respiro. Coincidiendo con la salida del campo del croata el Eibar empezó a empujar y el Madrid a perder con demasiada frecuencia la pelota en el centro del terreno al faltarle la brújula y su capacidad para mantener la posesión cuando los choques se complican. Luka lleva dos meses jugando con el poderío de un veinteañero y la sabiduría de un Balón de Oro y la mezcla está siendo clave en el resurgir del equipo en los cinco últimos partidos. No parece muy lógico que después de un montón de tiempo sin ninguna aparición publica de Florentino el presidente parezca más preocupado persiguiendo fantasmas antimadridistas que explicando a los socios blancos que hace un tipo como Modric sin renovar a 10 días de ser libre para decidir su futuro. Imagino que será porque nadie lo preguntó en la Asamblea de Compromisarios....