Iniesta y Silva, la sociedad de la ilusión

Iniesta y Silva, la sociedad de la ilusión

Dúo creativo. Como reconocimiento previo a Rusia, nada alentó más que la sintonía de Iniesta y Silva. España se articuló en torno a ambos en el tiempo que el manchego estuvo en el campo (55’). Su sociedad se sostuvo en coordenadas fácilmente identificables como el juego en corto y la capacidad de atracción sobre el rival. Se juntaron en espacios reducidos hasta descubrir las aberturas en Suiza (40 pases entre los dos).

En favor de los demás. Este contexto fomentó que otros jugadores pudieran aparecer en zonas desahogadas. Actuaron como un imán para la defensa suiza y permitieron llegadas de Koke y Thiago por dentro y Jordi Alba por fuera. Está por enriquecer su conexión con Costa, poco hábil en las triangulaciones (nueve pérdidas) y que se fajó como un pivote de fútbol sala. Fue él el que generó dos ocasiones para Iniesta y Silva y no al revés.

Iniesta tiene el balón y Silva lanza una diagonal para dejarle el desplazamiento libre hacia Jordi Alba. Movimiento oportuno del canario en fase de posesión.

Silva centra en busca de Diego Costa, que juega de cara ante la presencia de Iniesta justo detrás. Era lo que debía hacer. El disparo del interior se marcha desviado.

 

 

 

 

 

 

0 Comentarios

Normas Mostrar