Asignatura de historia: aprobada

Asignatura de historia: aprobada

Por primera vez en su historia, el Sevilla estará por segundo año consecutivo en los octavos de final de la Champions League. Todo un hito en la historia del club, aunque se lograra haciendo lo justo. El Sevilla en Maribor fue ese estudiante capaz que le coge manía a una asignatura y que hace lo mínimo para aprobar. El frío, saber que el Liverpool arrasaba al Spartak... Todo sumó para que el Sevilla lograra el punto que necesitaba sin alardes pero entrando de cabeza en el sorteo del próximo lunes. Sin alardes, con un 5 pelado que obliga a ponerse las pilas para los exámenes de febrero.

Porque en esas fechas las pruebas no tendrán que ver con lo de Maribor. El Sevilla ha hecho una Champions irregular y, así, difícilmente se puede superar a rivales que han demostrado ser mucho más capaces en la fase de grupos. Valga el ejemplo del Liverpool. Necesitaba ganar y le metió siete al Spartak. El Sevilla, cuando necesitó ganar a los rusos, lo hizo sufriendo lo indecible. Maribor despidió al Sevilla entre bengalas de sus ultras, mientras que los jugadores de Marcucci regalaban sus camisetas a los 250 sevillistas desplazados. Un Marcucci que, como tantas otras cosas en este Sevilla, parece bendecido. Y ahí están sus números, aún no sabe lo que es perder. ¿Dará la sorpresa el letrado argentino en el Santiago Bernabéu?

0 Comentarios

Mostrar