Parece que el Madrid no sabe ser feliz

Parece que el Madrid no sabe ser feliz

Parece como si el Madrid no supiera ser feliz. Lo digo por el capricho de pedir la final en el Camp Nou. Es una evidente respuesta a la brasa que le dieron el año pasado Athletic y Barça por jugar en el Bernabéu, pero una respuesta sin base. Primero, aquella petición tenía su lógica, pues el Bernabéu era ‘per se’ un escenario apropiado para la ocasión; y segundo, no se celebró allí, sino en el Manzanares. Así que el Barça se quedó sin levantar la Copa en el Bernabéu y la pita al Rey y al Himno fue en la capital de España, sí, pero no en el Bernabéu, que era lo que de verdad hacía ilusión a los insurrectos.

En fin, espero que el Madrid abandone la tontuna antes de se la hagan abandonar. Pero me admira la propuesta en sí por lo que supone de ganas de meterse en una discusión en días que deberían ser felices (la impresión ante el Barça fue realmente buena). Y ya que no se pueden evitar sobresaltos como el de Benzema y sus carreras, no veo la necesidad de andar buscando motivos de fricción donde no los hay. El fútbol ya produce de por sí bastantes aristas atrabiliarias como para tener que inventar motivos de discusión. ¿Qué tiene de bueno hacer viajar a treinta mil de cada equipo hasta Barcelona?

Final madrileña, ¿no? pues que sea en Madrid. Y será en Madrid, supongo. Queda decidir dónde. Es curioso: veo mucho madridista que prefiere el Manzanares y mucho atlético que prefiere el Bernabéu. Jugar una final fuera de casa, y en el campo de rival, es mejor para ganarla y también para perderla, y además en caso de una final las localidades se dividen, de modo que no vas a estar en minoría. Al revés, es una oportunidad para acudir masivamente al estadio enemigo. Eso le da más emoción al trance. Jugar la final en el campo donde se juega el resto de la temporada no tiene la misma gracia.

.