MOTOGP

Quartararo: "Mi objetivo es ser tan grande como Rossi y Márquez"

El francés quiere ser el jefe que le hace falta a MotoGP. "Estoy listo para cargar con la responsabilidad del campeonato", asegura a AS.

Termas de Rio Hondo
0
Fabio Quartararo.
Photo Studio Milagro AFP7 vía Europa Press

Esta entrevista que Fabio Quartararo le concedió a AS en el paddock de Termas de Río Hondo está hecha antes de la carrera. Dicho queda porque su resultado, octavo, no cambia ni afecta nada en la manera de pensar del francés. El campeón de MotoGP tiene a sus 22 años (cumple los 23 el próximo 20 de abril) una fuerte personalidad y una madurez que le hace ser muy consciente de los que se espera de él, y apunta alto, muy alto.

—Escribí un artículo en AS para la previa del GP de Argentina con el título de ‘Se busca sheriff para MotoGP’, porque con la retirada de Rossi y la baja de Márquez ha sido la primera vez en 26 años que al menos unos de los dos no estaba en el 'paddock' y algunos nos sentimos un poco huérfanos sin un líder definido. ¿Qué opina como vigente campeón?

—Yo estoy preparado para asumir ese papel, porque mi objetivo es ser esto, el líder. Mi objetivo no es sólo ganar un Mundial sino ganar los máximos posibles. Es un objetivo y me corresponde coger ese papel.

—¿Eso es tener peso dentro y fuera de la pista?

—Claro que sí. Tener la mentalidad de un Márquez o un Rossi es difícil, porque si haces quinto es un resultado malo. Hay que saber adaptarse a esa presión y mi objetivo es ser tan grande como ellos. Estoy listo para cargar con la responsabilidad del campeonato.

—Campeón del mundo ya es. ¿Qué le fata tener de ellos para ser ese jefe de la parrilla?

—La experiencia de un Rossi y la capacidad de adaptarse a todas las condiciones que tiene Márquez. Es esto lo que me falta, porque la velocidad la tenemos. Son pequeñas cositas las que hacen la diferencia en el Mundial de MotoGP.

—¿Debe cuidar su carácter por tratarse de un piloto que se enfada mucho consigo mismo?

—De carácter he evolucionado mucho en los dos últimos años y, sobre todo, estoy muchísimo más tranquilo y confiado.

—La última, mientras íbamos conversando por el 'paddock' le visto enviarse un saludo con mucha complicidad con el jefe de Suzuki, Sahara…

—(Sonríe). Es respeto. Soy un tío que saluda a todo el mundo y este es un mundo muy pequeño en el que nos conocemos todos.

—¿Cuándo va a decidir donde correrá la próxima temporada y de qué depende?

—No depende de nada. Sólo hace falta tiempo, un poco de tiempo, y todavía no lo sé.

—¿Es feliz en Yamaha?

—(Sonríe y se va sin contestar a la pregunta).