FÓRMULA 1

Una verdad incómoda sobre el test de jóvenes de Abu Dhabi

Los equipos lo mantuvieron porque es "una fuente de ingresos" gracias a los pilotos de pago. Alonso se subirá este martes al Renault RS20.

Fernando Alonso, con el Renault R25 en Abu Dhabi. F1 2020.
Rudy Carezzevoli

Fernando Alonso participará este martes en el test de jóvenes de Abu Dhabi con el Renault RS20. En un principio, los equipos sólo podían seleccionar a pilotos con dos o menos carreras de experiencia en la Fórmula 1 para este entrenamiento del 15 de diciembre, pero la FIA autorizó excepciones con pilotos que no hubieran competido este año. Eso abre la puerta al asturiano, Buemi (Red Bull), Kubica (Alfa Romeo) o Vandoorne (Mercedes), aunque deja fuera a Sainz, que estaba libre contractualmente para subirse al Ferrari si hubiera tenido permiso.

Las críticas por el paddock no se hicieron esperar, sobre todo de equipos como McLaren, Racing Point o Haas, pero también del resto, por el hecho de que Renault contase con un bicampeón del mundo en un test pensado para rookies. Se cuestionó el beneficio que hacía el equipo francés a sus pilotos jóvenes con esta decisión. No obstante, sí alinearán a un debutante, Guanyu Zhou, y en noviembre hicieron dos días de test con un RS18 en Bahréin sólo para los pilotos de su academia en el que estuvieron, además del chino, Lundgaard y Piastri (campeón de la F3).

De hecho, ahora se sabe que hay razones comerciales, y no tanto deportivas, detrás de la existencia del test de jóvenes en la F1. En abril se votó para suprimir los entrenamientos posteriores al GP de Abu Dhabi, que iban a tener tres días y estaban destinados a los pilotos titulares. Pero algunos equipos levantaron la mano y votaron a favor de mantenerlos porque era, literalmente "una fuente de ingresos". Y es que hay pilotos de orígenes opulentos que pagan, a tocateja, los gastos asociados a poner el coche en la pista, que pueden acercarse al millón de euros por sesión, beneficio incluido. Sin ir más lejos, el polémico Nikita Mazepin se subió el año pasado a un Mercedes. O Roy Nissani, israelí, se ha subido varias veces al Williams.

"Algunos remarcaron que se les podía estar quitando una fuente de recursos. Por eso acordamos, con empatía, que se mantuviera el test de jóvenes", asegura Zak Brown, jefe de McLaren, presente en esas conversaciones. "No creo que Fernando necesite tiempo de pista, con su experiencia. Para nosotros, que cambiamos de motor en 2021, no tenía sentido hacer un test", dice. "¿Hay equipos que obtienen una ventaja? Sí. No creo que sea muy grande, pero cualquier ventaja es real en las carreras. Para Fernando, será sentir cómo es el coche y empezar a hacer comentarios a los ingenieros. No creo que afecte al Mundial el año que viene, pero no le subirían al coche si no fuera para obtener beneficios a cambio", sostiene.