MOTOGP I FRANCIA

El coronavirus ataca a Yamaha y trastoca sus planes en MotoGP

Seis ingenieros de la fábrica de Iwata, entre los que se encuentra el líder del proyecto en el Mundial de MotoGP, se encuentran aislados en Andorra.

El coronavirus ataca a Yamaha y trastoca sus planes en MotoGP
@YamahaMotoGP

Grave contratiempo en el equipo Yamaha Motor Racing antes de comenzar el GP de Francia 2020. La fábrica de Iwata ha emitido una nota de prensa para comunicar que un ingeniero ha dado positivo por coronavirus en las pruebas PCR que el campeonato realiza a la caravana del Mundial cada lunes de carrera.

Un resultado que ha obligado a confinar en Andorra a otros cinco técnicos más entre los que se encuentra Takahiro Sumi, líder de proyecto de la escudería japonesa en la clase reina, ya que a pesar de haber dado negativo en dos test anti COVID-19 el protocolo especifica que deben permanecer también aislados al haber mantenido un estrecho contacto con esta persona.

De igual modo, la escudería japonesa está trabajando para que el personal que se desplazó hasta Portimao con Jorge Lorenzo pueda viajar hasta Le Mans y cubrir estas bajas en un gran premio donde Maverick Viñales y Valentino Rossi intentarán aprovechar la presencia de la lluvia para recortar la desventaja que les separa de Fabio Quartararo en la clasificación de pilotos.

Comunicado oficial de Yamaha Motor Racing

“Yamaha Motor Racing lamenta anunciar que seis ingenieros del Grupo MotoGP de Yamaha, entre ellos el líder del proyecto YZR-M1, Takahiro Sumi, no podrán esperar el Gran Premio de Francia de este fin de semana. Debido a las restricciones en los viajes, varios de los empleados de MotoGP de Yamaha se alojan con frecuencia en Andorra en los descansos entre las rondas consecutivas.

En esta ocasión, después de pasar la prueba habitual PCR el lunes antes de su salida prevista desde Andorra, un miembro del personal de ingeniería de Yamaha recibió el martes un resultado positivo para la COVID-19, mientras que los otros cinco miembros del grupo de ingenieros de YMR dieron negativo. 24 horas más tarde se realizó una nueva prueba para confirmar la primera prueba. Los resultados de la segunda prueba fueron idénticos, confirmando el resultado inicial positivo para un miembro y los resultados negativos para los otros cinco.

Como consecuencia, los seis ingenieros de YMR de este grupo de viaje están aislados en Andorra y no asistirán al próximo fin de semana de carrera en Le Mans. El líder del proyecto YZR-M1, Takahiro Sumi, y los otros cinco ingenieros se mantendrán en contacto con el personal del equipo en la pista de Le Mans utilizando las nuevas herramientas de comunicación que el equipo ha utilizado desde el reinicio de esta temporada de carreras de MotoGP afectada por la COVID-19.

Este nuevo sistema de comunicaciones les permite permanecer conectados remotamente con el personal del equipo y los pilotos en el box antes, durante y después de cada sesión. Gracias a esta solución técnica, los ingenieros autoaislados podrán ofrecer su mejor apoyo al personal presente en Le Mans. El ingeniero infectado no presenta actualmente síntomas, pero seguirá siendo supervisado por sus colegas y personal médico en Andorra. La situación se revisará a mediados de la próxima semana con vistas a la participación del grupo en los próximos eventos de Aragón".