RALLY

Sordo: el 'chófer' de MotoGP

Quartararo y Morbidelli disfrutaron de la conducción del cántabro en su Hyundai i20 del Mundial en un tramo italiano. “Una experiencia inolvidable”.

Sordo: el 'chófer' de MotoGP

'Chófer' de lujo para dos estrellas de MotoGP. Fabio Quartararo y Franco Morbidelli han conocido de primera mano lo que se siente en el puesto de Carlos del Barrio. Dani Sordo les llevó de copilotos en su Hyundai i20 del Mundial en un tramo italiano, y ambos, además de otros pilotos de otras categorías que también asistieron a la cita, acabaron encantados con la experiencia.

El equipo Hyundai organizó una jornada en un tramo de asfalto de Il Ciocco, en Toscana, para hermanar rallys y motociclismo. Por la parte de las cuatro ruedas asistieron Sordo con su ‘world rally car’ y Umberto Scandola con el I20 R5 con el que corre en WRC3. De las dos ruedas, además de Quartararo y Morbidelli, también acudieron Marco Bezzecchi, Luca Marini, Andrea Migno y Celestino Vietti. En el coche pequeño pudieron pilotar, y en el grande fueron pasajeros de Sordo.

“Ha sido muy divertido”, aseguró el español, que pilotaba el i20 WRC por primera vez desde hace meses. “Soy un gran admirador del deporte de dos ruedas, por lo que es fantástico ver que nuestros mundos se unen. Ha sido un placer estar de vuelta en el asiento de nuestro Hyundai, aunque sólo sea en un tramo corto, y compartir la experiencia con los pilotos. Conozco a Fabio bastante bien porque ambos vivimos en Andorra y ocasionalmente entrenamos juntos. Todos se involucraron mucho y parece que se divirtieron. Tengo un gran respeto por lo que hacen en dos ruedas, así que fue bueno compartir una experiencia de rally con ellos”.

El piloto de Petronas Yamaha Sepang Racing, Fabio Quartararo, comentó que “fue una experiencia realmente agradable, en primer lugar conducir el i20 R5. Lamentablemente fueron sólo un par vueltas, pero pilotar un coche de rally es muy especial. La experiencia de conducción conjunta tanto en el R5 como en el WRC fue agradable e increíble. Creo que es una de las mejores experiencias que he tenido. Realmente sientes la velocidad y es sorprendente lo rápido que pueden ir en una carretera tan estrecha, así que espero volver otra vez y conducir un poco más”.