Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Liga Endesa ACB
  • Premier League
  • Serie A
  • Bundesliga
  • Ligue 1
  • Liga Holandesa
LaLiga Santander
LaLiga SmartBank
Lugo Lugo LUG

-

Huesca Huesca HUE

-

Liga Endesa ACB
Casademont Zaragoza ZAR

-

Retabet Bilbao BLB

-

Morabanc Andorra AND

-

San Pablo Burgos BUR

-

Joventut Badalona JOV

-

Movistar Estudiantes EST

-

Serie A
Liga Holandesa
Waalwijk Waalwijk WAA

-

Ajax Ajax AA

-

AZ Alkmaar AZ Alkmaar AZ

-

Heerenveen Heerenveen HEE

-

Twente Twente TWE

-

Willem II Willem II WII

-

VVV-Venlo VVV-Venlo VVV

-

Vitesse Vitesse VIT

-

Utrecht Utrecht UTR

-

PSV PSV PSV

-

FÓRMULA 1

Honda: más de cien millones de esperanza para McLaren

Los japoneses son el principal patrocinador del equipo de Alonso y dependen de su apoyo financiero y técnico para sobrevivir.

Fernando Alonso en el GP de Canadá.
Dan Istitene Getty Images

GP de Canadá de F1: Clasificación en directo

Hay verdades absolutas, una de ellas es que en la Fórmula 1 sin dinero no puedes hacer nada. Nada. Ni siquiera si encima de tu box está el nombre de McLaren, una de las escuderías más importantes de la historia. Y ese es, precisamente uno de los grandes problemas del equipo de Fernando Alonso. Los pobres resultados del año pasado, la fuga de patrocinadores y sobre todo la dependencia actual de Honda como una esperanza de esta escudería, no solo para tener éxito, sino quizá para sobrevivir como equipo grande.

Según ha podido saber AS los japoneses aportan una inversión que sostiene a la escudería de Woking, no solo con los motores y toda la tecnología y el dinero necesario para fabricar y evolucionar, sino con algo más de cien millones de euros de patrocinio.

El acuerdo es similar al que tenía McLaren con Mercedes hasta hace dos años, cuando decidieron dejar esa asociación entre otras razones porque los alemanes no estaban dispuestos a seguir con esa inversión y tener su propio equipo oficial.

La dependencia de Honda, además es deportiva porque el motor es en estos momento lo más importante del coche en la F-1 y tanto chasis como aerodinámica, que se fabrican en Woking, están para vestir la unidad de potencia en esta F-1 híbrida. Esto es algo que hasta Ron Dennis, dentro de su habitual optimismo, reconoce: “Tenemos más que suficiente para ser competitivos. Lo cierto es que estamos en una posición bastante única porque la mayoría de equipos están pagando sumas importantes por sus motores y eso les supone una buena parte de sus presupuestos, algo que no ocurre en nuestro caso”. Es cierto porque de los 400 millones de presupuesto de McLaren, más de cien llegan de Honda, el resto de algún otro patrocinador, la propia F-1 y el grupo McLaren. El último gran patrocinador de McLaren fue Vodafone que aportaba 70 millones de euros al año. ¿Volverán esos tiempos?

Poco dinero por resultados

El año pasado, por los pobres resultados deportivos el equipo recibió algo menos de 40 millones de euros, apenas para pagar el sueldo de alguno de sus pilotos campeones del mundo. Recordemos que en constructores fueron el penúltimo equipo solo por delante de Manor, ahora mismo son séptimos. Button y Alonso terminaron decimosexto y decimoséptimo, respectivamente en 2015 y este año el asturiano es duodécimo, el inglés decimosexto y Vandoorne, con una sola carrera, decimoséptimo. El aporte económico para el próximo año se prevé algo mayor. La F-1 reparte entre los equipos unos 900 millones cada año.

Grupo Mclaren: Una facturación de 1500 millones

“No quiero sacar pecho por la situación financiera del equipo, pero la realidad es que McLaren forma parte del McLaren Technologies Group y, hasta cierto punto, eso supone una fortaleza para nosotros, nos podemos refugiar en ello en tiempos difíciles”. Son palabras de Jonathan Neale, hasta este año CEO de McLaren. Y en esa teoría también incide Ron Dennis. Lo cierto es que, según dijeron desde el equipo, el grupo McLaren que engloba toda la actividad comercial de los ingleses desde los coches de calle, la división de tecnología e inclusos sus acuerdos con un grupo farmacéutico, facturan más de mil quinientos millones de euros y Dennis, el máximo responsable de todo, dice que “esperan llegan a 2.500 millones de euros en cuatro años”.