Impresiones en exclusiva

Grounded, impresiones y entrevista en exclusiva para el nuevo survival de Obsidian

Acudimos a las oficinas de Obsidian Entertainment (California) para ver un gameplay exclusivo de Grounded, el nuevo título del estudio de género survival.

Obsidian Entertainment ha sorprendido a los jugadores con su nueva propuesta: Grounded, un juego englobado en el género survival RPG. No ha transcurrido ni un mes desde que The Outer Worlds llegó a PS4, Xbox One y PC (próximamente también a Switch) y a pesar de estar tan reciente, el estudio ya tiene entre manos un nuevo título. Su primer tráiler ha sido proyectado durante la X019 y ya sabemos que llegará a principios de 2020 en exclusiva a Xbox One y PC (Game Pass y PC) en Early Access. En MeriStation hemos acudido en exclusiva a las oficinas de Obsidian en Irvine (California) para ver un extenso gameplay del juego, entrevistar a sus creadores y, en definitiva, conocer todos los detalles acerca de Grounded.

Un título diferente a lo habitual en Obsidian

Al pensar en Obsidian Entertainment nos viene automáticamente a la cabeza el género RPG. Su última obra, The Outer Worlds, demostró que el estudio californiano sigue dominando el rol como el primer día (y es que ya son 15 años de historia). Por ello, al recibir la invitación para la presentación de un nuevo título exclusivo, lo primero que nos vino a la mente es que se trataba de un juego englobado en el género. Al ver el tráiler que acaba de ser revelado en la X019 supimos que estábamos ante algo distinto.

“Se trata de algo diferente a lo que hemos hecho hasta ahora” - Feargus Urquhart, CEO de Obsidian

Un pequeño equipo compuesto por unas 13-14 personas empezó a plantear la idea de Grounded en otoño de 2017. Gracias a ello, pudieron dedicarse plenamente a él mientras el resto de empleados de Obsidian estaban centrados en sacar adelante The Outer Worlds y otros trabajos. Como hemos avanzado arriba, el juego llegará a principios de 2020 a Xbox One, Game Pass PC y Steam y lo hará en modo Early Access, ya que todavía faltan por pulir diversos aspectos.

“Cuando estábamos acabando Deadfire (Pillars of Eternity II), Adam Brennacke (director) y Bobby Null (diseñador líder) tuvieron una sesión de brainstorming acerca de lo que se podría tratar en un juego de supervivencia. Surgió la idea de Grounded, Feargus dio el visto bueno para llevarla a cabo y en unos meses tuvimos listo el primer prototipo” detalla Roby Atadero, programador senior.

Grounded es un survival RPG que puede jugarse en solitario o en cooperativo online con hasta 4 jugadores. La premisa argumental nos cuenta que, debido a un misterioso experimento, cuatro niños son reducidos a un tamaño de 9mm y deben aprender a convivir con los ahora gigantes insectos de su patio trasero. Para ello, deberán recoger materiales y construir tanto refugios como armas y armaduras con tal de protegerse de los insectos hostiles de la zona.

“Grounded es un proyecto apasionante para el equipo. Estamos orgullosos de ser un estudio creativo y aportar nuestra experiencia con el género RPG al survival” - Feargus Urquhart

A pesar de que pueda parecer una premisa sencilla y sin demasiada profundidad, en Obsidian prometen que tendrá una buena historia principal con misiones por completar. Eso sí, no debemos llegar a Grounded esperando un gran guion y conversaciones profundas tal y como nos tiene acostumbrados el estudio. Repetimos, una vez más, que se trata de algo diferente a lo que han creado hasta ahora.

Descubrir, construir y pelear

La primera misión que nos propone Grounded es la de comer algo (una seta en esta ocasión) y encontrar una fuente de agua (una gota que reposa en una hoja). Con ello, nos dan la bienvenida al micro-mundo del juego mediante un tutorial sencillo con el cual aprender las mecánicas básicas de supervivencia. Un aspecto que destaca desde el inicio es el hecho de que todo el mapa es interactuable. Así, podremos recoger piedras, ramas, objetos comunes y demás para obtener materiales con los que construir nuestra base y protegerla con trampas para evitar ataques de depredadores.

En estas bases podremos estar protegidos, dormir, cocinar gracias al fuego de una hoguera y disponer de una mesa de crafteo para crear herramientas, armas y armaduras. Éstas disponen de distintas habilidades y atributos en función de los materiales que contengan (madera, caparazones de insectos, etc.). En cuanto a los objetos cosméticos, que los habrá, desde Obsidian aseguran que todo se podrá construir y no habrá micropagos internos.

Todo el progreso de los personajes es a través de los objetos y el crafteo, por lo que no habrá diferencias entre los 4 protagonistas: Max (el gracioso del grupo), Willow (la arrogante), Pete (el nerd) y Hoops (la deportista líder del grupo). En el diseño de los personajes se agradece la variedad de géneros y de etnias, ya que es un aspecto que no siempre se tiene en cuenta pero que ayudará a que diversos jugadores se sientan más representados. Podremos jugar tanto en primera persona como con la cámara en tercera persona, la cual nos permite ver mejor al personaje que llevamos.

Un detalle que queda claro tanto por el gameplay como por las palabras de los responsables del juego es que Grounded resulta más divertido con amigos. Hasta 4 jugadores pueden cooperar para construir refugios, defenderlos, explorar el mundo y mucho más. Eso sí, por el momento los servidores funcionan de modo que el jugador 1 debe abrir la partida para que los demás se unan, por lo que estos otros usuarios no pueden acceder a ese mundo de juego a voluntad, tan solo cuando el host esté conectado.

La exploración del amplio mundo del juego nos permitirá acciones como trepar (y ligero plataformeo por las hojas, ramas, rocas y demás), nadar en los charcos (que para los personajes supondrán lagos), agacharnos, correr y demás. Encontraremos zonas de tierra, de césped, grandes troncos, oscuras cuevas y mucho más con tal de descubrir cómo se ve todo desde una visión de 9mm de tamaño. Eso sí, los escenarios no se generan de forma procedural, por lo que ya han sido diseñados por el equipo al milímetro.

“Todo el mundo ha tenido el sueño de ser pequeño alguna vez. Con Grounded queremos que los jugadores puedan cumplirlo” - Adam Brennacke, director del juego.

En cuanto a los peligros, como os podéis imaginar, se intensifican debido a nuestro pequeño tamaño y la consecuente gran proporción que tienen los insectos en comparación. Encontraremos un gran ecosistema de bichos en los que hormigas, abejas, mariquitas e incluso peligrosas arañas campan a sus anchas por los terrenos. Uno de los puntos de interés del juego es ir prosperando hasta poder ir suficientemente armados y preparados como para enfrentarnos a los bichos más grandes y no perecer en el intento.

Un título accesible para todo tipo de jugadores

La sensación que nos da Grounded después de verlo en profundidad es que está dirigido a un público mayoritariamente infantil y de menor edad respecto a otras producciones de Obsidian. Para empezar, su diseño gráfico es colorido y con una iluminación agradable (algo inusual en otros títulos de supervivencia). Los menús son intuitivos y sencillos, además de contar con un tamaño de letra suficientemente grande como para que cualquiera pueda leerlo con facilidad.

En cuanto a la dificultad del juego, aseguran que habrá distintos niveles para que cada jugador decida el tipo de reto al que quiere enfrentarse. Aun así, al preguntarle al director de Grounded acerca de si es posible morir de hambre o desmayarnos por no dormir, contesta con una negativa:

“Podremos perder salud y quedar debilitados, pero no podemos morir por no comer o dormir. Al menos no por el momento”, asegura Adam Brennacke.

Esto es algo que invita a pensar que su dificultad general no será tan elevada como cabría esperar de un título cuya esencia es la supervivencia. Roby Atadero nos asegura que se trata de uno de esos juegos que van destinados a todos los públicos y cualquier jugador puede disfrutar: “Esperamos construirlo de una forma en que se mantenga su esencia survival y tenga esa experiencia en su núcleo. Queremos que los jugadores que están acostumbrados a este tipo de retos queden saciados y sea lo que se esperan, pero también queremos asegurarnos de construir los sistemas y jugabilidad de una forma en la que los usuarios con menos experiencia puedan disfrutar de explorar y vivir el juego”.

Nos aseguran que la interacción con el ecosistema tendrá consecuencias en el mismo, pero no pudimos llegar a verlo en el gameplay, ya que parece que será algo a largo plazo. Eso sí, las plantas volverán a crecer pasado un tiempo, los bichos eliminados volverán a repoblar su colonia y demás. Este es uno de los aspectos que podría tornarse más complejo a medida que los meses hasta el lanzamiento del juego avancen.

Todavía queda mucho por añadir

Grounded llegará a principios de 2020, pero lo hará en Early Access. Esto significa que todavía hay muchos aspectos por pulir, mecánicas que añadir e ideas por aplicar. Muchas de las preguntas que le realizamos al director del juego durante nuestra visita a los estudios de Obsidian tuvieron las mismas respuestas: “Todavía no lo podemos asegurar / Lo estamos mirando / Es una idea que queremos añadir”.

Atadero nos detalla que al tratarse de un equipo pequeño, el proceso de añadir o cambiar algo es muy rápido y por ello están en una constante lluvia de ideas y su consecuente aplicación en el juego. También aseguran que estarán muy atentos a los comentarios de la comunidad para que la fase de Early Access sirva como un campo de pruebas final antes de lanzarlo en su versión definitiva.

Tendremos que esperar hasta el primer trimestre del año, que estamos cerca de empezar, para que Grounded llegue a nuestras consolas y PC. Por el momento, apunta a ser un título interesante para los amantes del género survival (en una versión sencilla del mismo) y para cualquier usuario que disfrute de una tarde de juego con su grupo de amigos. Como si de una película de Píxar se tratase, el estilo colorido del juego y su esencia amigable podrían conquistar a una buena base de jugadores jóvenes y, quién sabe, si el título evoluciona lo suficiente incluso llegar a cautivar a aquellos que buscan un reto mayor.

X019: ya lo hemos jugado

Grounded acaparó todas las miradas en el primer día del festival X019. La Londres empañada por la lluvia habitual, permitió durante unas horas probar el anticipo de una de las sorpresas del mayor Xbox Inside hasta la fecha.

Lo primero que se nos viene a la mente es la película de animación Bichos, una aventura en miniatura. Tras el éxito arrasador de Toy Story, Pixar llevó a la gran pantalla la pregunta del millón: ¿cómo sería la visión de los más pequeños de la naturaleza? Hormigas, insectos y derivados fueron los protagonistas de una película que caló hondo entre la generación que creció en los noventa.

Agarrar el mando tras Grounded es un salto de fé. Uno no puede evitar sentir ciertos prejuicios desde la lejanía. ¿Otro survival? La oferta ahí fuera no es que sea escasa: Ark: Survival Evolved, Rust, el propio DayZ e incluso Minecraft (en cierto modo) ya reúnen a la gran masa alrededor del género. Pero este pensamiento cambia radicalmente cuando sentimos que el césped de tu jardín es una trampa mortal; todo un Amazonas por circunstancias que te fuerzan a adaptarte en cuestión de minutos.

Morir o sobrevivir a un nuevo día. Esa es la clave que rodea al experimento. Esta pequeña demostración tiene como objetivo mostrar sus capacidades en tres fases: recolección, construcción y defensa. Como si de un tower defense se tratara, al caer la noche seremos presa de las hordas de bichos sedientos por nuestros trocitos de hierba.

Sus desarrolladores nos advierten de la temprana fase en la que se encuentra la demo. Pese a ello, y salvando problemas de framerate, lo cierto es que la propuesta muestra músculo de sus capacidades jugables. Al contrario que sus rivales, la gestión de los recursos funcionan sensiblemente diferente. Os ponemos un ejemplo: con el resultado de talar un trozo de césped (el equivalente a un árbol), los trozos físicos no se incorporan en un slot del inventario, sino que debes llevarlos físicamente a los lugares donde quieres construir.

Esto tiene un gran impacto en la forma en la que funciona la supervivencia en sí. Salir fuera de tu refugio se convierte en una suerte de incursión que deberá ser planificada de antemano. Como es natural, hay objetos tan sumamente pequeños que se incorporarán a tu inventario, como fibras, trozos de nuez, etcétera. Inventario que funcionará de manera similar a lo visto en otros juegos del mismo perfil.

Hasta el momento todo parecía más o menos normal. No fue hasta que comenzamos a experimentar con el entorno cuando nuestras sensaciones mejoraron todavía más. El escenario actúa como ente en sí mismo; cada estructura tiene sus propios rasgos físicos. Navegas por el jardín pensando como un aventurero real. Si me es imposible alcanzar una piedra, puedo utilizar troncos para crear un puente improvisado. La física de los objetos te permite aprovechar su comportamiento a nuestro beneficio. Durante más de la mitad del tiempo reglamentario parecía que estábamos en una especie de plataformas salvaje. Utilizábamos las hojas del camino para llegar más y más alto, todo tras aprender un control que nos recuerda a las oportunidades emergentes de la vieja escuela.

Según detallan sus responsables presentes en el evento, dentro del capó se encuentra Unreal Engine, un motor ya tratado por la compañía. Todavía desconocen la manera en la que funcionarán los mundos en cuanto a conectividad se refiere. Como decíamos al inicio del texto, por el momento se centran en una experiencia cooperativa para hasta cuatro jugadores.

Cuando se hace la noche debemos proteger nuestro refugio. Esperamos que la manera en la que debemos hacerlo cambie a medida que el desarrollo avance, pues no funciona como debería. Los enemigos insectos todavía se desenvuelven erráticos, faltos de un set de movimientos que supongan el reto que busca el jugador. Eso sí, si encajas varios golpes, lo más habitual es que termines en la lona. Hay campo de mejora.

Obsidian se encuentra ante la oportunidad de demostrar que hay vida más allá de su zona de confort. Por ahora, apunta a ello; gracias a Xbox Game Pass podrá recibir constante feedback.

Grounded

Grounded es un título de acción y supervivencia multijugador a cargo de Obsidian y Microsoft para PC y Xbox One en la que sus protagonistas, pequeños como hormigas, deberán superar todo tipo de peligros para asegurar su futuro.

Grounded

Super Arcade Soccer

Hoy quiero contaros de un indie que llegó a mis manos de forma casual. Estaba viendo uno de los estupendos directos de chicasgamers.com, una página sobre videojuegos que os recomiendo mucho, y el caso es que me estaba gustando bastante el direc...